Política

Gobierno divide a periodistas

* En el día internacional de los hombres y mujeres de prensa

Ary Pantoja

La protesta que organizó ayer parte de los directivos del Colegio de Periodistas de Nicaragua, CPN, en demanda para que el gobierno cumpla su compromiso de liberar la pautación publicitaria estatal, profundizó la división del gremio, irónicamente en la fecha que se conmemora el Día Internacional de los Periodistas.
La tesorera del CPN, Leyla Martínez, encabezó el plantón realizado en la Rotonda del Periodista, actividad que fue desconocida por la presidenta Mercedes Rivas, quien ha sido señalada de que supuestamente no está representando los intereses de hombres y mujeres de prensa, y por el contrario, algunos colegas hasta la han acusado de formar parte de los asesores gubernamentales.
Martínez exigió al gobierno del presidente Daniel Ortega que cumpla con el acuerdo que suscribió con los periodistas el pasado primero de marzo, en el que se comprometió a ejecutar una “distribución justa y equitativa” de la publicidad gubernamental, promesa que, según la dirigente gremial, no ha honrado.
Rivas, por su parte, dijo que respeta el derecho de los periodistas a protestar, sin embargo, dijo que la protesta pública no fue una actividad oficial del CPN, “porque no fue aprobada mediante votación por los ocho miembros de la directiva”, pese a que reconoció que Ortega no ha cumplido con esa parte del acuerdo.

Gobernante viola la Constitución
Los participantes responsabilizaron al presidente Ortega y a la secretaria de Comunicación Social, Rosario Murillo, de intentar “ahogar” económicamente a los pequeños medios de comunicación dirigidos por periodistas que dependen de la publicidad estatal para “subsistir”.
Exigieron al mandatario nicaragüense cumplir con el “derecho sagrado” al trabajo; el respeto a la libertad de expresión a que tiene derecho la población; así como a difundir y recibir información.
Varios periodistas hicieron una remembranza de las presiones gubernamentales a las que estuvieron sometidos durante los gobiernos de los ex presidentes Arnoldo Alemán y Enrique Bolaños.
Acusaron al presidente Ortega de violar no sólo la Constitución Política, sino también la Ley de Presupuesto, pues existe una partida para publicidad, la que, a juicio de los periodistas, no está siendo bien utilizada y más bien ha servido para “premiar” a los hombres y mujeres de prensa y medios de comunicación afines al gobierno.