Política

Rusia interesada en canal y energía

* El parlamentario ruso indicó que la producción de energía atómica por parte de Irán no representaba ninguna amenaza * Mandatario reitera que Nicaragua quiere relaciones respetuosas con todos los países

Esteban Solís

Nicaragua y Rusia intentarán revivir los vínculos políticos, comerciales y económicos de los años 80, tras la visita ayer al presidente Daniel Ortega de una delegación parlamentaria encabezada por el vicepresidente de la Cámara Baja, Serguei Baburin, que de inmediato ha puesto sobre la mesa la disposición de su país de cooperar en el desarrollo energético y la posibilidad de la construcción de un canal interoceánico.
Ortega retomó las palabras del parlamentario de la Federación Rusa y lo instó a cooperar en el desarrollo de proyectos hidroeléctricos. En ese momento aprovechó para destacar una información publicada en la edición de ayer de EL NUEVO DIARIO, precisamente sobre el potencial energético, aclarando que el país tiene capacidad para producir más de 2 mil “megas” en el campo geotérmico.
Bubarin dijo valorar la posición del Gobierno de Nicaragua en la arena internacional, sobre todo el apoyo que Ortega ha dado a la República Islámica de Irán en la producción de energía nuclear con fines pacíficos.
Irán no constituye amenaza, dice Baburin
El parlamentario ruso indicó que la producción de energía atómica por parte de Irán no representaba ninguna amenaza a la seguridad de ningún Estado, y que los señalamientos de algunos países en su contra, encabezados por los Estados Unidos, tienen un trasfondo político.
Dijo que ese proyecto, paradójicamente, para la producción de energía atómica fue empezado en los tiempos del Sha de Irán y conocían sobre él estadounidenses, franceses y alemanes, y no causaba ningún problema.
Baburin dijo que Nicaragua y Rusia pueden hacer mucho para establecer relaciones de justicia en el mundo. En clara alusión a los Estados Unidos, dijo que Rusia no es poseedora de la única verdad en el mundo ni tampoco se cree que es el árbitro de las relaciones internacionales.
No obstante, observó que Rusia, los Estados Unidos y otros países pueden hacer todo para el desarrollo económico de Nicaragua.
Relaciones respetuosas
Entre tanto, el presidente Ortega dijo que el pueblo de Nicaragua no podrá borrar jamás de su mente la cooperación solidaria de la antigua Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS), tras destacar que fue una cooperación con justicia.
El jefe de Estado dijo que Nicaragua quería relaciones respetuosas con todos los países del mundo, sobre todo con los Estados Unidos, luego de décadas de complicaciones. “Queremos establecer un nuevo marco de relaciones con justicia, con un comercio justo para avanzar hacia un mundo más seguro”, comentó.
Ortega dijo que ese re-estrechamiento de relaciones diplomáticas entre Nicaragua y la Federación Rusa empezó con la presencia en Managua el diez de enero, para los actos del traspaso de mando, del contralor ruso Serguei Vadimovich, enviado especial del presidente Vladimir Putin.
El presidente Ortega, que ayer anunció que visitará Moscú en junio próximo, dejó claro que la presencia de la representación parlamentaria ayudará a fortalecer las relaciones entre ambos Estados.