Política

Inglaterra mantendrá cooperación


CORRESPONSAL COSTA RICA
leonelmen@gmail.com

Al embajador concurrente para Nicaragua de Inglaterra, Tom Kennedy, no le preocupa que el gobierno sandinista sostenga relaciones con Irán, pues las traduce en “aspectos económicos”. Estima que este mismo enfoque de relaciones debe ser aplicado al resto de países.
Kennedy, quien asumió el cargo de embajador de Costa Rica y Nicaragua (no residente), el año pasado, afirmó que los proyectos que desarrollan en Nicaragua continuarán sin contratiempo, y dijo que en el caso de Venezuela, también debería privar lo económico, y que en ese sentido, por el moviendo económico se puede traducir en un beneficio para ambas naciones.

¿Le preocupan a Inglaterra las nuevas relaciones del gobierno sandinista?
Un acercamiento con Irán por parte del gobierno de Daniel Ortega creo que sería motivado por el aspecto económico. Hablamos con oficiales del Frente Sandinista, antes de las elecciones, y estamos en contacto; nos explicaron que su enfoque es sobre el bienestar del pueblo nicaragüense, y eso implica políticas económicas que van a desarrollar la economía del país.

¿Y la relación Hugo Chávez-Daniel Ortega?
Venezuela es un país con una economía fuerte y creo que también hay movimientos económicos en ambas direcciones que se podrían hacer en beneficio de ambos pueblos.
Aseguró que en el caso de Inglaterra no habrá ningún cambio porque la política de cooperación y de ayuda está basada en la lectura de las cifras económicas de distintos países. “Tenemos esos programas en ciertos países del mundo, y en Nicaragua los problemas económicos continúan, y el mantenimiento del programa de ayuda está garantizado. Esto no varía con el cambio de gobierno”, adujo.
Al hacer referencia sobre los planteamientos que han vertido personeros del gobierno sandinista frente a un nuevo programa con el Fondo Monetario Internacional, señaló que confía en que “el nuevo gobierno está muy consciente de la importancia del mundo económico.