Política

Prioridades electorales fuera de foco

* Analista en cátedra abierta de la Facultad de Ciencias de la Comunicación

La opinión de la mayoría de la población está erróneamente centrada en el entorno político y el posible cambio de sus figuras, cuando debería estarlo en asuntos de mayor importancia como la gestión administrativa, la continuidad de un plan de gobierno y el quehacer de los políticos, aseguró el analista político Aldo Díaz Lacayo, en la cátedra abierta de la Facultad de Comunicación de la UCA.
“La gente dice y repite que el problema en Nicaragua es el pacto entre Alemán y Ortega, y que una vez que éstos desaparezcan por obra y gracias de Dios Nicaragua va a relucir. Deberíamos estarnos preguntando por el quehacer político, fiscalizando la calidad de la gestión pública y exigiendo más educación; o estudiando si las propuestas de los candidatos son ciertas”, afirmó Díaz Lacayo, quien aseguró que el día de las elecciones la población acudirá a las urnas a dar un “voto emotivo, cuando debería de ser un voto consciente”.
Nicaragua es una isla
El analista se refirió que a menudo la ciudadanía piensa a Nicaragua como una isla y no hace referencia a un contexto regional e internacional. Citó como ejemplos la interferencia por parte de Estados Unidos y Venezuela, país este último que ha apoyado a las alcaldías sandinistas con petróleo a precios preferenciales. Para Lacayo esto forma parte de la confrontación histórica entre América del Sur, que busca el reconocimiento y la consolidación del bloque regional, y las políticas de EU.
“No es que de repente Nicaragua se está enfrentando contra el mundo”, dijo en tono burlesco el especialista, quien además aseveró que EU mantiene una “fijación” con Nicaragua, porque la gran mayoría de las personas de la actual administración gringa son los mismos que en los años ochenta se dedicaron a combatir y erradicar el comunismo.
“Entonces más allá de decir cuál injerencia es buena o cuál es mala, hay que recordar que el acontecer a nivel internacional está directamente relacionado con nuestro país”, dijo.
Racionalizar
versus reducir
Para el especialista es vital que la ciudadanía esté atenta a las propuestas que vienen de los candidatos, porque en su mayoría son “pura fantasía”. Como ejemplo mencionó las propuestas que afirman reducirán el Estado, que para Lacayo significan nuevas reformas a la Constitución Política, necesitando el apoyo de los diputados dentro de la Asamblea. “Como, sabemos esto es muy difícil de lograr”, enfatizó.
El analista finalizó diciendo que “no es lo mismo reducir o desaparecer el Estado que racionarlo”, porque con un Estado con bases sólidas se puede tener una gestión política más transparente y ágil.