Política

PLC, ALN y FSLN contra el aborto terapéutico


William Briones

El tema del aborto terapéutico podría unificar a los legisladores de las diferentes bancadas de la Asamblea Nacional, incluyendo a los siete diputados de la Alianza Liberal Nicaragüense (ALN), confirmó María Eugenia Sequeira, jefa de dicha bancada.
Según la legisladora, sus colegas del Partido Liberal Constitucionalista (PLC) siempre se han opuesto a todo tipo de aborto, no así los del Frente Sandinista (FSLN), a quienes acusó de populistas porque ahora estarían respaldando su derogación del Código Penal.
Ayer mismo, el aliado del FSLN Daniel Ortega Reyes declaró que la Convergencia Nacional apoyará la eliminación de la figura del aborto terapéutico en el Código Penal.
Rechazó que su bancada respalde le eliminación del aborto terapéutico por razón de la contienda electoral, y por el contrario, señaló a sus colegas del FSLN de tomar esa actitud. “Lo que veo es que el FSLN utiliza este tema por campaña electoral”, expresó.
Uso en campaña
“Daniel Ortega promete que no habrá Servicio Militar (Patriótico, SMP) ni confiscaciones, ofrece un glosario de cosas que comúnmente practican”, señaló.
Recordó que mientras presidía la Comisión de la Mujer del Parlamento, la bancada del FSLN nunca respaldó la eliminación del aborto terapéutico. “Han sido claramente pro abortistas”, insistió.
“No tenemos un consenso en la bancada, pero estamos de acuerdo en oponernos al aborto terapéutico. La propuesta es eliminar toda posibilidad de aborto terapéutico, y estableceremos penas de entre diez y 20 años de prisión”, confirmó.
Sin embargo, dijo esperar que la iniciativa de ALN sea aprobada de inmediato, aunque lamentó que muchos legisladores se dedican a la campaña electoral y no asisten a sus responsabilidades parlamentarias, lo que podría impedir su aprobación antes del cinco de noviembre. “Lo veo difícil, el problema es que vengan todos los diputados a sus deberes”, observó.
Cambios son radicales
En un ligero análisis de las reformas presentadas por la Junta Directiva de la Asamblea Nacional respecto al Código Penal, se establecen tres diferencias fundamentales. En primer lugar, cambian el concepto del objeto: feto, por persona por nacer, por ejemplo. Elevan las penas y finalmente cambian el nivel de cárcel, de prisión por presidio.
“Art. 162.- Comete delito de aborto quien por cualquier medio provoque la muerte de una persona por nacer, durante el lapso que va desde su concepción hasta el nacimiento.
Art. 163.- La persona que cometa el delito de aborto será castigada con una pena de seis a catorce años de presidio.
Art. 164.- Si como consecuencia del aborto se produjera la muerte de la madre, se aplicará a quien causare o cooperare en la ejecución del delito de aborto, una pena adicional de veinte años de presidio a la pena del artículo anterior. Si la madre resultare dañada física o psicológicamente, se aplicará una pena adicional de cinco a diez años de presidio a la pena señalada en el artículo anterior. La suma de la pena principal y la adicional no podrá ser superior a treinta años de presidio.
Se aplicará una pena de dos a cinco años de presidio, al que por violencia causare un aborto, sin haber tenido el propósito de hacerlo.
Se aplicará una pena de uno a cuatro años de prisión a la mujer que causare su propio aborto o consintiere que otro se lo causare. La tentativa de la mujer no es punible.
Art. 165.- Si la persona que causare o cooperare en la ejecución del delito de aborto fuere un profesional médico o sanitario, farmacéutico o comadrona, además de la pena contemplada en el artículo 163, se le aplicará la pena accesoria de inhabilitación especial para ejercer la profesión u oficio sanitario por un período igual a la pena principal.
El establecimiento o local en el que se cometa el delito de aborto será clausurado definitivamente. Los directores y administradores de dicho establecimiento o local que no participen como autores del delito serán considerados como cómplices o encubridores según el caso.”