Política

Bolaños: “Pese a todo, Policía avanza”

* Orden Rubén Darío en el Grado de Gran Cruz para Cordero

El narcotráfico, la delincuencia organizada internacional y el tráfico de personas, son asignaturas pendientes que la nueva jefatura de la Policía Nacional debe seguir combatiendo con renovada diligencia, dijo ayer el presidente Enrique Bolaños durante el 27 aniversario de la institución policial.
En el evento, donde asumió como jefa nacional de la Policía la primer comisionada Aminta Granera en sustitución del primer comisionado Edwin Cordero, el jefe de Estado dijo que Nicaragua es quizás el país latinoamericano más seguro para los turistas, para los inversionistas y la ciudadanía.
“A pesar de las constantes arremetidas de la delincuencia internacional, de los magnates del narcotráfico internacional, poderosa organización con muchos más recursos financieros que Nicaragua entera”, comentó Bolaños.
No obstante, indicó que esas asignaturas pendientes serán enfrentadas con decisión de nación porque la Policía Nacional se ha ganado el respeto de la ciudadanía que ve en esta “institución un cuerpo profesional y patriótico”.
No hay razones para seguir consignas
Ante la presencia de los representantes de los otros poderes del Estado, del alto mando de las Fuerzas Armadas, ministros y candidatos a la Presidencia, el ingeniero Bolaños destacó que la Policía Nacional, a pesar de haber nacido de una revolución “inspirada en obsoletas razones ideológicas”, ya las ha superado y es una institución diferente.
“Ya no tienen ni tendrán nunca más razones para obedecer consignas de ningún partido político, y son un cuerpo apolítico y subordinado al poder civil”, enfatizó el gobernante.
El presidente agradeció la labor desempeñada por el jefe saliente Edwin Cordero, que ayer mismo fue galardonado por el Ejecutivo con la Orden Rubén Darío en el Grado de Gran Cruz, porque en cinco años se sometió a la ley y a la autoridad, y mantuvo la imagen de tranquilidad y seguridad ciudadana que transmite la Policía.
Sobre la nueva jefa, Aminta Granera, el jefe de Estado dijo que ella lleva sobre sus hombros una gran responsabilidad, como es guiar a la institución policial y defender el Estado de Derecho y la Constitución como lo han hecho sus antecesores.