Política

Urgen adecuada fiscalización a transferencias municipales

* “No pueden nunca ser usadas para pagos de planilla ni para gastos de representación de ningún alcalde”, asegura experto

Sergio Aguirre

Para lograr una eficaz fiscalización de las transferencias de presupuesto a los municipios es necesario que el Ministerio de Hacienda cumpla en tiempo forma con la entrega de ese dinero y haga el respectivo monitoreo para constatar que esos desembolsos cumplan con sus objetivos, así lo manifestó el director ejecutivo del Instituto Nicaragüense de Estudios Humanísticos (INEH), Fanor Avendaño.
En un foro auspiciado por la Fundación Konrad Adenauer, Avendaño expresó que se debe establecer un mecanismo para controlar y manejar eficientemente las transferencias, ya que es el dinero de los ciudadanos y por lo tanto esos fondos deben ser utilizados para los fines que fueron proyectados.
“El Ministerio de Hacienda tiene que ser más eficiente no sólo en la llegada de ese dinero del Estado a la municipalidad, sino en monitorear en torno a que si ese dinero se ocupó para lo que estaba destinado”, indicó.
“No pueden ser una condición”
Avendaño indicó que es muy importante dicho monitoreo, puesto que si esa plata fue destinada exclusivamente para la construcción de un puente, de una calle, o para componer un centro de salud, debe ser invertida únicamente para ese fin.
“Las transferencias no pueden ser condicionantes ni tráfico del negocio de garantía. No se debe estar pidiendo a los bancos que le preste dinero a la comuna para otros fines y luego pagar con estos desembolsos. Las transferencias municipales no son para el pago de planillas, no son para el uso de gastos de representación, sirven para el desarrollo integral de los municipios”, enfatizó.
En ese sentido resaltó que se trata de un logro obtenido en los últimos años, no solamente por la participación ciudadana, sino que ha sido una condicionante hecha por los países donantes, la Comunidad Europea, el Grupo Consultivo, quienes persiguen la constante de la Organización de Estados Americanos (OEA) de desarrollar los municipios mediante el principio del combate a la corrupción, lo que permitirá la institucionalidad del país.
Sobre el monitoreo y la evaluación del uso de estas transferencias externó que lamentablemente no se pueden verificar en todos los municipios, ya que de acuerdo a lo estipulado por la Ley de los Municipios, las comunas deben tener a lo inmediato la certificación de las cuentas bancarias, pero resulta que este servicio no llega a 28 municipios, y esa es una deficiencia.
“Otra situación es que según la ley todos los municipios deben tener una autoevaluación financiera y presupuestaria para que se puedan otorgar esas transferencia, pero la verdad es que muchos de ellos no cuentan con el personal necesario ni capacitado, mucho menos con las condiciones administrativas y financieras que garanticen un personal permanente para realizar todas esas evaluaciones necesarias”, sostuvo.