Política

Ortega Urbina: La Haya no tiene jurisdicción

* “Es cosa juzgada por el Tratado Jerez-Cañas y Laudo Cleveland”, anota * Agrega que si Nicaragua alega esto “de entrada terminaría con el caso”

Edgard Barberena

“Nicaragua no tiene por qué presentar ningún alegato sobre los límites territoriales con Costa Rica ante la Corte Internacional de Justicia de La Haya, porque eso ya fue decidido en 1858, en el tratado Jerez-Cañas, en que se reconoció el sumo imperio de Nicaragua sobre el río San Juan”, aseguró ayer el presidente de la Comisión del Exterior del Parlamento, Alfonso Ortega Urbina.
Ortega recordó que el Tratado Jerez-Cañas ratificó los derechos nicaragüenses. “Para mí, eso quedó como cosa juzgada, porque después fue pedida la interpretación al presidente Stephen Grover Cleveland, quien reconoció el sumo imperio de Nicaragua con el Laudo Cleveland, el 5 de septiembre de 1895”, anotó.
Reconoció que existe reserva en Nicaragua para reconocer la jurisdicción de La Haya en todos aquellos asuntos de interpretación de tratados y laudos arbitrales anteriores al año 1901.
La jurisdicción
“Nicaragua puede invocar ese documento a su favor. Nadie puede sentarse en La Haya si no es por buena voluntad, porque la Corte no es jurisdicción obligatoria. Uno se somete voluntariamente a esa Corte, y puede hacer reservas sobre aquellos asuntos que no le interesa que sean conocidos por la Corte”, aseguró.
Según el legislador, Costa Rica acudió ante ese máximo tribunal “porque quieren navegar con sus turistas en el río San Juan para hacer negocios” y criticó que los ticos pretendan aprovechar la indefensión del contrario. “Nosotros vivimos en luchas partidarias, unos contra otros. Ellos entienden que las luchas partidarias van a estar sobre los intereses nacionales, y nos vamos a descuidar en la defensa de nuestra soberanía sobre las aguas del San Juan por estar discutiendo política”, consideró.
Llamó a todos los sectores del país, incluyendo a los políticos, a unirse para defender la soberanía de Nicaragua “y si el gobierno lo tiene a bien, que presente la reserva que propuse a la administración anterior (Arnoldo Alemán), para que tuviéramos la jurisdicción de la Corte Internacional en todos aquellos asuntos que se basan en interpretaciones de tratados o sentenciales arbitrales anteriores al año 1901.
Eso terminaría con el caso de entrada, si la Haya sostiene que no tiene jurisdicción para conocer la demanda de Costa Rica”, insistió.