Política

Convergencia apuesta a Congreso Sandinista

* Aliados al FSLN demandan entre seis y doce candidaturas a diputados, así como integrar virtual Gabinete de Gobierno en áreas de Relaciones Exteriores y Economía

Humberto Meza

La Convergencia Nacional, aliados políticos del Frente Sandinista (FSLN), apuesta a un mandato del Congreso Sandinista, celebrado en marzo pasado, para obtener entre seis y doce candidaturas a diputados, en la lista de candidatos del FSLN a las elecciones presidenciales de 2006.
A mediados de marzo, el Congreso Sandinista, máximo órgano de decisiones de ese partido, excluyó el mecanismo de elecciones primarias para aclamar a Daniel Ortega como el único candidato presidencial, ordenando a la par, que el partido abriera su lista de candidaturas en los comicios generales.
Aunque no hay una decisión definida en torno a este planteamiento, los aliados y una comisión negociadora del FSLN, esperan tener una definición de sus cuotas en la lista de candidaturas, antes de febrero próximo, admitió el líder de la Convergencia, diputado Agustín Jarquín.
“Pretendíamos tener esto definido antes que terminara el año, pero los asuntos políticos y la elección de la Junta Directiva de la Asamblea, ha hecho que atrasemos la negociación para los primeros meses del próximo año”, señaló el parlamentario.
Las proyecciones
de un posible Gabinete
Pero eso no quiere decir que, al menos hasta ahora no haya existido un sondeo informal. Jarquín aseguró que ya conversó con Daniel Ortega las posibilidades de una apertura a los miembros de la Convergencia, “y él estuvo de acuerdo. Ya dijo que sí”.
“Falta ejercer una mejor negociación con los miembros de la estructura, pero nosotros vamos a partir del mandato del Congreso Sandinista, que en marzo decidió en Matagalpa esta apertura en las elecciones regionales y presidenciales de 2006”, detalló Jarquín.
En general, los aliados al FSLN apuestan por obtener hasta 12 diputaciones en la lista de candidatos, y de llegar a conquistar el triunfo electoral en noviembre de 2006, formar parte del Gabinete de Gobierno en áreas de mayor sensibilidad, como Relaciones Exteriores, Fomento y Economía.
El pasado miércoles, el también miembro de la Convergencia, Luis Humberto Guzmán, se declaró confiado en que el FSLN les concederá la cuota de candidaturas que demandan, al tiempo que negaba que ese reclamo provoque fricciones en esa alianza.
“El planteamiento es sencillo. Los partidos no sandinistas de la Convergencia reclaman espacios, no solamente en lo referido a la lista de diputados, sino en las estructuras de gobierno que surjan ante la probabilidad de ganar la siguiente elección. También hay una discusión sobre el programa de gobierno, sobre qué debería decir el programa y la agenda legislativa para los próximos cinco años”, explicó.
EL NUEVO DIARIO sondeó la reacción a esta demanda, entre los directivos sandinistas, pero ayer ninguno atendió a nuestras llamadas telefónicas.