Política

Se proyecta nuevo mapa político

* Según encuesta de Cinco-Borge y Asociados

(Publicado en Confidencial)

Un análisis de los resultados de la encuesta nacional Cinco-Borge y Asociados, reveló que a nivel del voto regional para las elecciones de 2006, Herty Lewites y Eduardo Montealegre tienden a desplazar a los candidatos del FSLN y PLC en sus principales bastiones políticos territoriales.
Mientras Lewites sería el candidato más votado en la capital, Daniel Ortega perdería en Occidente frente a Eduardo Montealegre, quien también derrotaría al candidato del PLC en el Norte y Centro del país.
Sin embargo, agrega que en las proyecciones para la elección a la Asamblea Nacional, las ventajas de las fuerzas que lideran Lewites y Montealegre se reducen considerablemente y se produce un “empate” con el FSLN en las proyecciones legislativas, en tanto el PLC se colocaría como cuarta fuerza. La Alianza de José Antonio Alvarado obtendría una votación considerablemente menor.
Según esta encuesta, realizada bajo la premisa de que ninguno de los candidatos resulta inhibido, el panorama electoral a noviembre de este año es una fuerte competencia a cuatro bandas, forzando una segunda vuelta entre Lewites y Montealegre.
Lógicamente, estando la fecha electoral a un año de distancia, el panorama podría cambiar en dependencia del impacto que logre tener la estrategia que desarrollen las distintas fuerzas políticas.
Fortalezas y debilidades
A continuación, un resumen de las principales fortalezas y debilidades de cada uno de los candidatos, según se deriva de los cruces de distintas variables territoriales y políticas incluidas en la encuesta.
Con una intención de voto del 28% a nivel nacional, Herty Lewites obtiene cuatro de cada diez votos sandinistas, cinco de cada diez independientes y uno de cada diez liberales.
Con una intención de voto nacional del 26.5, Eduardo Montealegre obtiene seis de cada diez votos liberales y cuatro de cada diez independientes. Su principal fortaleza territorial se encuentra en el sector urbano (28.3), Occidente (29.7) y Caribe (28.1), regiones en que puntea en primer lugar.
Con una intención de voto del 18.4%, Daniel Ortega obtiene seis de cada diez votos sandinistas. Su principal fortaleza reside en la organización de su partido a nivel nacional y en los 87 gobiernos municipales que controla el FSLN. Las mejores proyecciones de Ortega en la encuesta se obtienen en el sector Norte (21%) y en el sector rural (20.8%).
Con una intención de voto del 10.5% el candidato del PLC (que aún no ha sido designado) obtiene sus mayores proyecciones entre los votantes liberales, logrando tres de cada diez votos. Su principal fortaleza es la organización del PLC a nivel nacional. En términos territoriales la mayor parte de sus votos se distribuyen en el sector rural (13.7% vs. 7.7% urbano), y particularmente en las zonas Norte y Caribe del país.