Política

Alvarado plantea “revolución social”


Esteban Solís

El precandidato de Alianza por la República (APRE) José Antonio Alvarado planteó ayer la creación de una gran coalición nacional, para que los ciudadanos nicaragüenses, a través de unas elecciones primarias, “decidan quién debe ser el candidato a la Presidencia de la República”.
Dirigiéndose a las bases magisteriales provenientes de casi todo el país, que colmaron el polideportivo del colegio La Salle, Alvarado prometió que si llega a ser Presidente, duplicará el presupuesto de Educación y equiparará los salarios del magisterio nacional a los mejores del área centroamericana.
El discurso del dirigente político giró en torno a la necesidad de una “revolución social”, pasando por la transformación del sector educativo y de la posición de su partido sobre la coyuntura política de cara a los comicios de noviembre del próximo año.
Apoyo de funcionarios
Asistieron también funcionarios del gobierno central que no han ocultado sus simpatías por el político liberal y que END en su oportunidad identificó, entre ellos el titular del Marena, Arturo Harding; la ministra de La Familia, Ivania Toruño; así como los hermanos Israel y Ramón Kontorowsky, el primero viceministro de Salud y el segundo director del Instituto de Desarrollo Rural (IDR) y Ariel Granera, conservador del grupo de los lilas.
También acompañaron a Alvarado a ese primer encuentro con el magisterio, el subprocurador general Víctor Manuel Talavera, así como sus aliados, entre ellos dirigentes del Partido Conservador, del Partido Acción Ciudadana y la diputada Delia Arellano, de Camino Cristiano.
Un sector de la Resistencia Nicaragüense estuvo representado por José Angel López, conocido en las filas de la antigua “contra” como comandante Leonel. Hubo una delegación del estado de La Florida y también estaba entre los invitados Ramón Sevilla Somoza.
Alvarado dijo que su campaña no era de una riqueza económica, pero sí de una riqueza moral y ética. En ese contexto reiteró que su sueño es crear una pujante clase media, pero primero había que masificar la educación a diferentes niveles, sobre todo el técnico.