Opinión

Medios de comunicación y corrupción


— Oscar-René Vargas —

A partir de 1990, los medios de comunicación denuncian a la;
corrupción como un verdadero sistema de relaciones ocultas,;
como una trama muy amplia y honda que amenaza y pone en;
peligro a bienes, personas e instituciones y que, a;
contrapelo, acumula privilegios y poderes, complicidades;
férreas y turbias, en diversos sectores tenidos por intocables;
y que, los excesos mismos de la corrupción en medio de un;
sistema de libertades democráticas que se consolida hicieron;
posible mostrar a la cruda luz del día. ;


Han sido los medios de comunicación, los periodistas, quienes;
han revelado los hechos muy diversos de las corruptelas de los;
funcionarios gubernamentales. Hoy no sabríamos ni la mitad de;
lo que sabemos si los periodistas no hubieran perseguido con;
tesón y habilidad a los curruptos.;


La corrupción, para comenzar a ser abatida con rigor, tiene;
que ser sacada del ámbito de la impunidad, ocurra donde;
ocurra. La visibilidad de la corrupción y su conversión es;
asunto crucial de la agenda pública, se debe sin lugar a duda;
a la acción de esos incómodos huéspedes de toda democracia por;
mínima que sea: el espacio de la información y de la;
comunicación social. De morbo silencioso que oxida las bases;
de la sociedad democrática, la corrupción ha devenido en;
enemigo retratable, perseguible y seńalable. Es así como las;
denuncias de peculados, dolos, prevaricaciones,;
enriquecimientos ilícitos, etcétera, han salido a luz pública;
en los últimos ańos. Mientras los gobiernos y los políticos;
tradicionales tratan de impedir la transparencia y quieren;
mantener la opacidad, donde toda corrupción crece y en donde;
todo corrupto ha medrado.;


La evolución de las denuncias en los medios de comunicación;
escritos nos muestra que a partir de mayo de 1996 hay un salto;
cualitativo y cuantitativo de las noticias sobre la corrupción;
en relación al período entre enero de 1990 y abril de 1996.;
Por ejemplo, el total de las denuncias de los diarios La;
Prensa y EL NUEVO DIARIO, que cubren todo el período analizado;
(enero 1990 a junio de 1999), suman un total de 3,827;
noticias; de las cuales 1,378 denuncias se hicieron en el;
período entre enero de 1990 y abril de 1996. Mientras que en;
el período entre mayo de 1996 y junio de 1999 el número de;
denuncias alcanzó la cifra de 2,449 correspondiente al 64 por;
ciento del total. Estas cifras representan solamente la punta;
de un iceberg que por su naturaleza es desconocido, al impedir;
el secreto valorar el fenómeno de la corrupción en su;
totalidad.;


El diario La Prensa publicó entre 1990-1996 la cantidad de 825;
denuncias sobre corrupción en siete ańos (2,555 días). Lo que;
nos da un promedio que en ese período se publicaron 1.0;
denuncias sobre la corrupción cada 3.09 días. Sin embargo, La;
Prensa publicó entre 1997 y finales de junio de 1999, la;
cantidad de 961 denuncias sobre la corrupción en dos ańos y;
seis meses (911 días). Lo que nos da un promedio que en ese;
período se ha publicado 1.05 denuncias sobre la corrupción;
cada día. El total de denuncias sobre corrupción publicadas;
por La Prensa entre 1990 y finales de junio de 1999 fue de;
1,786 denuncias.;


El periódico EL NUEVO DIARIO publicó entre 1990-1996 la;
cantidd de 807 denuncias sobre corrupción en siete ańos. Lo;
que nos da un promedio que en ese período se publicaron 1.0;
noticias sobre la corrupción cada 3.16 días. Sin embargo EL;
NUEVO DIARIO publicó entre 1997 y finales de junio de 1999, la;
cantidad de 1,234 denuncias sobre la corrupción en dos ańos y;
seis meses. Lo que nos da un promedio que en ese período se ha;
publicado 1.4 noticias sobre la corrupción cada día. El total;
de noticias sobre corrupción publicadas por EL NUEVO DIARIO;
entre 1990 y finales de junio de 1999 fue de 2,041 denuncias.;


Estos datos sobre la evolución de las publicaciones sobre;
corrupción en los principales medios de comunicación del país,;
se produce independientemente de la orientación ideológica de;
cada medio de comunicación. Por lo tanto, el incremento de las;
noticias sobre la corrupción es independiente del medio en;
particular, es un fenómeno general. ;


El incremento de las noticias sobre la corrupción ha tenido un;
efecto sobre la percepción de la opinión pública sobre el;
fenómeno de la corrupción, ya que la información ayuda a la;
ampliación de la conciencia y sin información no hay capacidad;
de actuación ni acción posible. La conciencia es el;
conocimiento reflexivo de las cosas, que nos permite pensar en;
el bien de lo que debemos hacer y del mal que debemos evitar.;


En el período que aparecían una noticia cada tres días sobre;
corrupción, las encuestas revelan que solamente el 17 por;
ciento de la población percibía el fenómeno de la corrupción;
como un problema social importante. Sin embargo, en la medida;
que los medios le han dado una importancia superior y aparece;
una noticia cada día sobre la corrupción; para el 80 por;
ciento de la población lo percibe como un problema importante;
para el país. ;


Por supuesto, sería excesivo atribuir la percepción del país;
como país corrupto sólo a la publicación de las noticias de;
los medios de comunicación. Hay algo mucho más profundo que;
hace creíbles esas noticias. Esto tiene que ver con ideas muy;
arraigadas en la manera cómo se concibe el poder y cómo;
concebimos el país.;


El incremento de la corrupción en los ańos noventa demuestra;
que las reglas del mercado fueron sacrificadas al interés;
dominante de grupos privados y de grupos políticos. El proceso;
de privatizaciones de las empresas estatales y las obras;
públicas ofrecen oportunidades de enlace entre políticos y;
empresarios. ;


El capitalismo neoliberal aumentó la importancia del dinero.;
Durante la década de los noventa, los altos funcionarios de;
gobierno llevaron adelante la "lotización" de los cargos y la;
ocupación del poder dentro de las empresas estatales. Por su;
lado, parte de los dirigentes del sandinismo "oficial" han ido;
perdiendo los últimos residuos de ideología, convirtiendo sus;
antiguas corrientes en grupos de poder y de negocios.;


Oscar-René Vargas. Su último libro publicado es: El Síndrome;
de Pedrarias. La cultura política en Nicaragua. (Julio 1999).