Opinión

Nuestro idioma al día


De las concordancias especiales
Desde Chiquilistagua, el amigo Arnulfo Urrutia nos plantea una inquietud relacionada con la concordancia: le solicito una aclaración que ha desarrollado cierta polémica en mi oficina. ¿Cuál es la redacción correcta de las tres oraciones siguientes?
Eficiencia y honradez son la base de nuestra empresa.
Eficiencia y honradez son las bases de nuestra empresa.
Eficiencia y honradez es la base de nuestra empresa.
Como la consulta plantea un caso de concordancia especial, vamos a intentar una respuesta no sin antes referirnos a varios tipos de este fenómeno sintáctico.
Un adjetivo antecede a dos o más sustantivos
Cuando el adjetivo antecede a dos o más sustantivos, concuerda (el adjetivo) con el primero:
a) Conozco su mala intención y propósito.
b) Escuché el airado grito y altanería.
Es oportuno recordar que el adjetivo concuerda con toda la serie en plural, si los sustantivos son nombres propios o comunes de persona:
a) Ya están aquí los hermanos Luis y Norman.
b) Me presentaron a las bellas madrina y ahijada.
Un adjetivo sigue a sustantivos plurales y de diferente género
Cuando el adjetivo sigue a dos o más sustantivos plurales y de diferente género, concuerda con el masculino:
Lo vi con las manos y los pies sucios.
Como aquí podría significar que sólo los pies están sucios, debemos escribir primero el masculino (pies) y después el femenino (manos):
Lo vi con los pies y las manos sucios.
Si los sustantivos son de diferente género y número, el adjetivo se pone en plural masculino:
Encontré a los alumnos y a la profesora cargados de papel.
Si un sustantivo singular está ligado a otro u otros mediante ciertos nexos como: con, como, tanto como, así como, debe concordar con el verbo en plural:
El chofer así como su acompañante murieron en el accidente.
Un adjetivo sigue a sustantivos singulares y del mismo género
Si el adjetivo sigue a dos o más sustantivos singulares y del mismo género, se pone en plural:
a) La honradez y generosidad extraordinarias.
b) Un esfuerzo y empeño extraordinarios.
Conviene aclarar que cuando intencionalmente no se quiere calificar más que al sustantivo más cercano, se escuchan y leen construcciones como este ejemplo de la Academia:
a) La hospitalidad, la castidad, la fidelidad y la independencia indomables
b) La hospitalidad, la castidad, la fidelidad y la independencia indomable.
Observemos que en el primer caso “indomables” califica a todo el conjunto; en cambio, en el segundo caso, “indomable” solamente califica a “independencia”.
Concordancia ad sensum o según el sentido
Cuando un sustantivo colectivo va determinado o aclarado por un complemento en plural, el verbo puede ir en singular o en plural.
Singular, si se desea expresar la cohesión del conjunto; por ejemplo:
El grupo de promesantes se arrodilló frente al santo.
Plural, si prevalece la intención de destacar la multiplicidad de seres; por ejemplo:
La multitud de manifestantes se lanzaron contra el adversario.
Esta clase de concordancia se llama ad sensum o según el sentido, porque el sujeto es un sustantivo (colectivo) en singular (multitud), pero como significa un número plural de individuos (muchos o algunos) ponemos el verbo en plural. ¿Por qué? Porque nuestro pensamiento se está refiriendo a la pluralidad de individuos comprendidos en el sustantivo singular.
Estas concordancias son más frecuentes cuando el sustantivo colectivo se especifica mediante un complemento con la preposición de y un sustantivo plural. Por ejemplo:
a) Una multitud de huelguistas se ubicaron en la plaza.
b) Un montón de niños gritaban simultáneamente.
A veces el verbo va en singular, si se refuerza la idea de singularidad. Por ejemplo:
a) Escasa cantidad de estudiantes vino a clase.
b) La colección de fotografías quedó arruinada.
Pluralidad gramatical y sentido unitario
Si dos o más sustantivos están asociados como un todo unitario, el verbo concuerda generalmente en singular:
a) La entrada y salida de los funcionarios será por la puerta principal.
b) La inauguración y clausura del evento será anunciada oportunamente.
Sin embargo, si disociamos estos sustantivos anteponiendo a cada uno de ellos un determinante (un artículo o un demostrativo), se impone la concordancia en plural:
a) La entrada y la salida... serán...
b) La inauguración y la clausura... serán...
Respondamos ahora a la inquietud del amigo Urrutia.
Planteamiento 1
Si dos o más sustantivos están asociados como un todo unitario, el verbo concuerda generalmente en singular:
Eficiencia y honradez es la base de nuestra empresa.
Planteamiento 2
Si disociamos estos sustantivos anteponiendo a cada uno de ellos un determinante (un artículo o un demostrativo), se impone la concordancia en plural:
La eficiencia y la honradez son la base de nuestra empresa.
Planteamiento 3
Cuando los sustantivos van antecedidos de un determinante o un demostrativo, el núcleo del complemento predicativo puede ir en singular o en plural:
La eficiencia y la honradez son las bases de nuestra empresa.
rmatuslazo@cablenet.com.ni