Opinión

Unión Fenosa, más por menos


UNIÓN FENOSA es una empresa que se hace de la vista gorda de todos aquellos que pagamos más por menos servicio, si es que se le puede llamar servicio a quienes durante las veinticuatro horas del día nos agreden en el espacio o lugar que fuere. Nos arremeten porque ellos se ahorran millones de dólares cuando no prestan el servicio, en tanto se busca la astucia para poder sobrevivir.
Menos mal que los diputados no hicieron el quórum esperado el día siete del mes corriente, lo cual evitó al menos el aval financiero de nueve millones de dólares que serían destinados a la famosa Comisión Nacional de Energía (CNE), para favorecer la mora o deuda que tiene dicha empresa con las empresas generadoras de energía, y que al final el consumidor nuevamente tendría que soportar semejante golpazo a la economía popular.
Y decíamos que pagamos más por menos, porque en una simple relación numérica, la presunción de estafa sale al tapete. Pues si el día tiene veinticuatro horas y de ellas ocupamos sólo dieciséis, en tanto dejamos las otras restantes para el descanso y el dormir, tenemos que estas 16 horas corresponden realmente al equivalente de un 100%; del 50% de las mismas, es decir, ocho horas, no tenemos el fluido eléctrico. Sin embargo, la factura llega con una alteración del 25%.
En el barrio San Jerónimo, en el que residimos, realizamos una pequeña encuesta, y la resultante fue la que explicamos en el párrafo anterior, por ejemplo, a un consumidor de doscientos córdobas aproximadamente, desde hace dos meses su cuenta se le ha aumentado en más de cincuenta córdobas, cómo es entonces que dice el presidente Bolaños, que es para subsidiar a los que consumen menos de 150 kilowatts.
En cuestión de números casi siempre el pueblo sigue con su larga lista de débitos, pero en el caso de la energía eléctrica, el daño repercute de una forma brutal, ya lo decía el doctor Néstor Avendaño, se perdieron 50 millones dólares en 45 días si no me equivoco, pero aún es tontería si lo vemos desde el punto de vista que el inversionista, el comerciante, o no quiere seguir con el negocio, porque no es rentable, o sencillamente ya QUEBRÓ.
Por las noches es más fácil para el antisocial hacer de sus tropelías, un gustazo; dramático por demás cuando en su informe de entrega del comisionado Cordero, ex jefe de la Policía, se tiene un registro del parque de municiones mucho menor, la relación es de una arma por cada dos o tres policías. UNIÓN FENOSA es empresa española, y eso ya es decir mucho, sino veamos algunas carreteras que luego de terminadas, el famoso Fomav esté dándole mantenimiento a las mismas porque no saben más que trabajar al dos por uno.
Docente UNI
elmer_ramireze@yahoo.com