Opinión

Foro de Lectores


La eterna esclavitud
El poder del pueblo, para el pueblo y por el pueblo; recuerdo que me dijeron que ésa era la definición de la democracia, pues desde jóvenes nos enseñan que eso es lo que nos da poder, pero lo que no nos enseñan es su aplicabilidad.
Ha habido una sarta de esclavizadores que simplemente cambian de turno, pero nunca se desaparecen: los españoles (junto con su Iglesia Católica), la política verde y roja de la época, los gringos, dos dictaduras de extremos y, para variar, el mercado --todavía con los gringos--, sumándole también para colmo la Iglesia Evangélica, enajenadora de la gente pobre y resignada.
Ya ni los evangélicos con su Dios sordo se aguantan con sus gritaderas que nomás los enmudecen y no les reconforta el espíritu, porque si así fuera no vivieran invocando con micrófonos a cada hora del día. A veces le agradezco a Fenosa ese parchecito de sus cagadas administrativas, porque solamente en ese momento hay algo de silencio.
Todo cambiará cuando miremos hacia adentro y no de la ropa para afuera; cuando valoremos la inteligencia y no el sexo particular; al talento, venga de quien venga; al enfermo y no a su dinero; al borracho sincero y no al “piruca” diputado; al anciano y no a su herencia económica. Por romántico que se vea, es simple. ¡Maldito Protocolo de calificaciones y corbatas!
Maycols Alcino Lovo Salgado
*IV año, licenciatura en Agronegocios
Transporte y políticas sociales
para los discapacitados
Discapacitados es un concepto muy general que abarca un amplio espectro de funcionalidades distintas de un grupo de ciudadanos que en Nicaragua significa entre el 12 y el 14 por ciento de la población.
Sin embargo, faltan iniciativas dentro de los programas de gobierno de los candidatos para un colectivo tan grande y con tanta fuerza dentro de Nicaragua. Además, dentro de mi relación actual con el transporte público, ratifiqué mis miedos ante la ausencia de oportunidades hoy y soluciones futuras en materia de transporte para todas estas personas.
Es por eso que como directora de Metrovia tengo la obligación de compartir con la opinión pública, con los candidatos y, por supuesto, con los primeros interesados, los ciudadanos discapacitados, que Metrovia es un sistema de transporte incluyente donde todos los ciudadanos, incluso los pertenecientes a los grupos más vulnerables como discapacitados, ancianos, niños y embarazadas, van a disfrutar de transporte de calidad y a buen precio con unas condiciones preferentes debido a su condición.
Metrovia significa unidades de transporte adaptado con espacio para sillas de ruedas y asientos reservados en los buses, infraestructura adecuada para su acceso, con rampas con desniveles transitables, sin barreras arquitectónicas, escalones, zonas resbalosas o con peligro de caída, avisos auditivos y en braille y, por supuesto, una normativa que lo regule todo y obligue al resto de usuarios a respetar los espacios reservados para cada fin, y al personal de Metrovia a obligar su cumplimiento o sancionar cuando no sea acatado.
Lic. Lucía Salazar
Directora Metrovia
La opción a la ceguera depende
de las actitudes del necio
Esta era globalizante, tan de moda hoy en día, teóricamente tiene cambios substanciales y otros componentes que a propósito tienden a confundir a unos, que son la mayoría de esta inmensa masa humana que habita el planeta Tierra, y que permutan para mal en otros, los que tiranizan y se arrogan el derecho de la hegemonía ante quienes creen que tienen el deber de cumplir bajando la cabeza.
Existen los malos deficientes y los malos eficientes, la diferencia entre ambos estriba en que los primeros hacen sus execraciones sin medir los efectos, y cuando éstos surgen adoptan la ceguera correspondiente a sus necias actitudes; y los segundos son los maquiavélicos, los protervos que actúan sigilosos, con premeditación y alevosía. Son, a mi juicio, los que difícilmente el mismo Código Procesal Penal teóricamente puede sancionar.
Desgraciadamente, este tipo de acciones sórdidas son efectuadas por “jefes” que jamás podrían ser líderes, y EL ABUSO DEL PODER, su única herramienta de trabajo, aunque censurable, se está volviendo “cultura de trabajo” en muchas esferas de la sociedad, instituciones públicas y privadas. En estos estamentos existen fantoches que hacen gala del resultado de sus complejos de inferioridad; la mediocridad es para ellos insuperable, y al no poder hacer un buen trabajo sienten animadversión y odio contra los profesionales responsables y competentes.
Lamentablemente, en nuestro país se han perdido los valores morales, el respeto al derecho ajeno, a la dignidad humana, por eso toda esta tipología de arbitrariedades que se cometen vuelven común lo que es antinatura a todos los niveles. A estos simuladores, esencia del farsante moderno, que se han dado en llamar líderes, el poeta inglés John Donne les diría: “No preguntes por quién doblan las campanas, doblan por ti”.
Frente a un proceso donde tenemos que ser competitivos, creativos e innovadores, lo tendremos que enfrentar con cascarones ahítas de ética, base fundamental de toda la teoría educativa y productiva.
Rosa de Garay
Periodista - docente.
rosadegaray-@hotmail.com
Los pasos a desnivel
Como ya no es uno, pues se han anunciado varios, hay que hablar en plural de los pasos a desnivel. El de la Centroamérica, además de dos inevitables tragedias, ha sido una larga neuralgia sin analgésico que hemos padecido. Pero debemos admitir, al fin de cuentas, que la obra ayudará al ornato de la ciudad más que a la solución de problema de tráfico. Los otros pasos a desnivel tendrán, creo, ese mismo efecto: ver a Managua como una ciudad moderna, con puentes elevados, como en las grandes capitales del mundo. ¿Pero resolvemos el problema del congestionamiento vehicular? Lo dudo.
Managua no está preparada para el crecimiento desorbitado del parque vehicular. Ya está topada su capacidad y se agrava cada año. El paso a desnivel en la Colonia Centroamérica podrá hacer fluir el cuello de botella que se forma en ese sector, pero no es una solución a largo plazo para nuestra capital.
Vivo todos los días la tensión de manejar en una ciudad neurótica. El caos del tráfico en Managua y la posible solución me parece que obedecen al mismo principio que se ha aplicado en el caso del invierno y las inundaciones de Managua. No se en qué momento o bajo qué administración se les ocurrió que la mejor forma de evitar las inundaciones era no dejar entrar las correntadas a Managua. Poco se habla últimamente de barrios anegados, de gente y animales arrastrados por la corriente.
Veamos esta situación en el caso del tráfico. Había un proyecto para una llamada ruta de circunvalación externa cuyo objetivo era dar vueltas a Managua antes de entrar a la capital, de tal manera que quienes venían de Occidente, León y Chinandega e iban al aeropuerto o al norte no tuvieran que entrar a Managua. Lo mismo para la gente que venía de Rivas, Masaya, Granada y Carazo.
Este proyecto fue diseñado, según me han informado, hace más de 30 años. ¿Cuánto costará un proyecto como éste? No lo sé, pero supongo que algo así como dos rotondas y dos pasos a desnivel. Ojalá comenzara con la actual administración. Así nuestros descendientes le agradecerían a don Nicho la belleza de un paso a desnivel y más aún la utilidad de una ruta de circunvalación.
Enrique Alvarado Martínez
Postal a César Augusto Bravo
He leído detenidamente su artículo reciente que el diario de ALN le publicara el día 31 de agosto de 2006. ¿Qué quiere decir con sus expresiones? ¿Malos partidos, malos gobernantes? ¿Sabía usted qué es un partido político?
¿Qué autoridad tiene para hacer semejantes juicios alrededor del PLC? ¿Conoce sus estructuras? ¿Ha participado en reuniones de juntas directivas? ¿Asiste a las reuniones políticas de sus bases? Convencionales, fiscales, activistas y otros miembros activos de las bases pueden enseñarle. Vaya primero al lugar y aprenda un poco de ellos.
¿Cuál fortalecimiento democrático? Querrá decir que el Movimiento por Nicaragua, ALN y otros sí son merecedores de sus elogios o reconocimientos. Por ser usted uno de sus afiliados, como buen nicaragüense descalifica todo lo que no sea de su agrado.
Especifique cuándo, cómo y en qué momento José y José Antonio han dado muestras de servilismo con Arnoldo. Ambos son disidentes, creyentes en el liberalismo, en la discrecionalidad y libertad de expresión como vehículo democrático dentro de las estructuras del partido. Si tan interesado está usted en la democracia, participe constructivamente con ideas más apegadas a la realidad, al medio ambiente y circunstancias en que nos toca vivir a los (as) nicaragüenses.
Su opinión sobre Arnoldo guárdeselas para usted. Ya la justicia sandinista, La Prensa, el Canal 2 y asociados se han encargado de hacer el más feroz de los ataques que a persona alguna se le haya hecho en Nicaragua. Y eso de que hablan de 56 ó 76 millones de dólares. ¿Cómo, pues, debería ser el ataque de los Cenis? Usando sus propias expresiones le contesto: “Intrínsicamente proporcional a la calidad” (agrego) y cantidad de dinero esquilmada al pueblo de Nicaragua”.
Qué disparate su última línea de que “Dios quisiera que el PLC se distancie un poco de la verdad para que pueda verla con nitidez”. Semejante alocución es propia de un seminarista que en su enredo intelectual mezcla a Dios con la política; usando su augusto nombre le recuerdo: ya Dios ha permitido tres victorias electorales y tenga seguridad que sabremos darle al César lo que es de él y a Dios, nuestra alabanza.
Alfonso E. Castellón Ayón
acastell46@yahoo.com