Opinión

La ventana


Subvenciones
Augusto Zamora R.
El FSLN ofrece, en su programa electoral, subvencionar a ciertos sectores de la economía nacional, agricultura y ganadería, principalmente. Habría que agregar también la industria.
La derecha, con su innata insensatez, ha despotricado contra la medida, sin meditar que tira piedras a su propio tejado. Los ricos, en Nicaragua, reciben las mayores subvenciones.
Subvencionar es bueno o malo, según lo que se persiga. Hacerlo en beneficio de los ricos y en perjuicio de los pobres es un crimen. Tal hacen los países ricos en materia agrícola.
Los países ricos gastaron, en 2005, 283,000 millones de dólares en subsidios agrícolas. Cantidad inmensa, porque apenas el 2% de su población activa se dedica a la agricultura.
Cuanto más ricos, más proteccionistas. El 68% de los ingresos de los agricultores suizos provino de subsidios. Le siguen noruegos (64%), surcoreanos (63%) y japoneses (56%).
La Unión Europea subsidia al 32% de su agricultura, creando miseria en los países pobres. Un agricultor de Nicaragua no puede competir con un agricultor subvencionado europeo.
Peor aún, el 80% de los subsidios agrícolas lo absorbe el 20% de empresas. Nestlé, una de las mayores multinacionales del mundo, recibió 14 millones de dólares en subvenciones.
Si los ricos protegen, los pobres también. Es la única forma de evitar que su campo muera.
(weblaventana@hotmail.com)