Opinión

El aprendizaje nunca completo sobre el DR-Cafta


Desde que el 16 enero de 2002 el presidente de EU, George W. Bush, mencionó en un discurso ante la OEA en Washington DC la disposición de su gobierno para firmar TLC con Chile y Centroamérica, arrancó el alboroto que todavía hoy, más de cuatro años después, se mantiene tan candente como al inicio.
A partir de entonces supe que llegaría el año 2020 o más todavía y que el DR-Cafta seguiría siendo noticia importante (basta ver a México 12 años después del NAFTA), así que me sumergí en el estudio de las implicaciones del TLC para la región. La invitación que recibí del Parlacen para exponer en Panamá en agosto de ese año (26 y 27 de agosto) ante todos los parlamentarios y cerca de medio centenar más de dirigentes políticos de la región me sirvió de aliciente para acelerar el análisis de lo que representaría para Centroamérica.
A pesar de que ha transcurrido ya tanto tiempo, que el DR-Cafta ha estado en las noticias casi todos los días desde entonces en la prensa regional, y se han dado tremendas polémicas alrededor del mismo, me percato hoy en día de que todavía se tiene sed y hambre de conocimiento sobre el TLC con EU.
Al principio muchos criticaban que no había información (realmente si uno se esforzaba, podía obtener bastante a través de Internet), mientras ahora muchos todavía critican que el TLC no ha sido explicado, aunque realmente hoy en día uno más bien debería hablar de un exceso de información sobre el DR-Cafta.
Se dispone de infinidad de páginas web, del texto completo del tratado y de numerosos estudios realizados por organismos internacionales, universidades y centros de investigación, cámaras empresariales y grupos de activismo social. El problema ya no es de carencia de información --aunque muchos lo sigan viendo así--, sino de una saturación que más bien exige criterio para discriminar lo que pueda ser relevante e interesante de lo que no lo es.
En otras palabras, la oferta de conocimiento sobre el TLC existe. Cualquiera que sea el tema que uno desee conocer --propiedad intelectual, estándares laborales, inversión, acceso a mercado, compras públicas, y tantos otros más, se pueden encontrar fuentes de información amplia. Ya no es un problema de oferta.
¿Por qué entonces sigue ese gran desconocimiento y deseo de aprender sobre el tratado? Lo que falta ahora es un esfuerzo por el lado de la demanda. Ya no se trata de ponerse a hacer resúmenes o exposiciones de lo más relevante de cada capítulo, como les encanta a hacer a los ministerios de Economía de la región, sino de responder a las demandas específicas de los diferentes sectores.
Ilustro esto último con un estudio que concluí varias semanas atrás (y al que hago mención, pues ya se presentó públicamente y ya está circulando). A solicitud de la Confederación Guatemalteca de Federaciones Cooperativas (Confecoop), de la Société de Coopération pour le Développement International (Socodevi) y de la Alianza Cooperativa Internacional (ACI) en las Américas realicé un estudio titulado: “El sistema cooperativista de Guatemala ante el desafío del Tratado de Libre Comercio con EU”.
Para mí fue interesante la solicitud, pues lo obligaba a uno a aterrizar en la realidad y necesidades específicas de un sector cuya actividad tiene una proyección económica y social importante. No se trataba de abordar el TLC en abstracto, como una secuencia aburrida de capítulos, ni al TLC desde una perspectiva ideológica, como si fuera una batalla de los ángeles del bien contra los diablos del mal, sino como un asunto concreto que obligaba al investigador a presentar recomendaciones concretas para un sector en concreto, y que además son aplicables en gran medida a mucho del cooperativismo centroamericano.
Esa experiencia del cooperativismo me reafirma en la creencia de que la forma de abordar la temática del DR-Cafta debería ser desde esa perspectiva de la demanda: qué implicaciones tiene el tratado para mi sector, y qué debe hacer éste para optimizar lo positivo y reducir lo negativo. He ahí el desafío.

Director de DR-Cafta Investigaciones & Consultorías
www.dr-cafta-research.org