Nuevo Amanecer

El cuadro del perfil de la bestia


No… ¡No quiero porque no puedo hablar, decir algo sobre el suceso horrible de la muerte de mi amigo Danilo Torres, en la ciudad de Estelí!
No puedo; expresamente no quiero que en mi mente ni apenas se repita lo que se ha dicho o lo que se conoce sobre el caso de este crimen bestial.
Es el cuadro horrible del perfil de la bestia. Es la intención y la acción que viene de la entraña asquerosa de la bestia que cae encima del cuerpo débil de mi amigo DANILO TORRES.
Pobre poeta, narrador, escritor; más pobre, más triste, más doloroso, así como lo tengo en mi corazón con su sufrimiento de hombre bueno, de hombre a quien mucho quise.
No… ¡No puedo porque no quiero! Es horrible tan sólo pensar en este crimen atroz que está lleno de signos y símbolos de la bestialidad.
No...no puedo porque no quiero; porque no puedo siquiera imaginarme esta cosa tan horrible.
Sólo Dios puede saber algo de esta brutalidad.
Yo no puedo...yo no sé; yo no puedo ni siquiera escribir más porque siento como si tocara una brasa con la yema de mis dedos.
Sólo Dios, decía, puede saber qué es todo esto…¡Qué es todo esto!

Martes 20 de febrero de 2007