Nuevo Amanecer

Allan Mills: La poesía, un instrumento para pulir piedras


“Caí de poeta accidentalmente, por fatalidad, pero al final tomé la decisión y asumí la condena”, confiesa en una entrevista Allan Mills, poeta guatemalteco nacido en 1979. En este año publicó “Marca de Agua”, poemario que “trata de una propuesta cuestionadora, no sólo de un ámbito sociocultural y de la axiología en él implícita, sino del trabajo literario en un sentido personal”, escribió el poeta Saúl Ibargoyen sobre la obra. Así, desde la luz convertida en oscuridad y viceversa, desde ese insondable vacío, nace una marca de agua en el pecho de un hombre, marca representada en los dolores que el desierto no puede saciar. “Marca de Agua” propone que la poesía se torne en un instrumento capaz de “pulir piedras con miradas”. Es también un espejo, una lectura ante el peligro mismo de ser poeta, y digo peligro porque ser poeta no es sólo una vocación, una manera de estar solo, sino una obligación a destiempo. En “Marca de Agua” se refleja una luz que va de un lugar a otro y nos deja como intermedio, la soledad. Es también un poemario reflexivo que apela al abismo para hacer surgir desde allí, una iluminación plena en la cual el ser humano puede llegar a conocerse un poco más. Allan Mills, además de poeta, es ensayista y traductor. En el año 2002 recibió el premio Revelación del año en Letras, que otorga la Fundación Von Humboldt y el Ministerio de Cultura de Guatemala. En 2002 publicó el libro de poesía Los nombres ocultos. Allan Mills participará en el II Festival Internacional de Poesía en Granada, Nicaragua, 2006, a efectuarse del 6 al 11 de febrero.

Contenerlo todo
(el vaso del universo)
y pulir piedras con miradas.
No cabe la poesía en la palabra:
la estira/ la tensa/ la quiebra.
Hay quien lo sabe y llora.
Entrega silencios
para parecerse a Dios.
¿De dónde nace un ser bello?
Si el verbo se hiciese carne
la poesía daría tanta verdad
como un puño de tierra/
sería tan cierta como el aliento
del anciano que sueña futuro
en larga fila de jubilados.
Lo bello persigue lo bello
aunque en ello se vaya la vida.
¿Y la mentira?
Caminar con ella/ enamorarse/ morir.
El dolor es anuncio de divinidad.
La poesía se persigna ante las cosas.

A Beatriz Cosenza

Marca de Agua. Allan Mills. Ministerio de Cultura y Deportes, Editorial Cultura. Guatemala, 2005, p-14