Nacional

Microempresarios nicas temen ir a la quiebra

* Aducen que gobierno les aumenta costos para favorecer a inversionistas * Representante de fábrica espańola dice que sólo viene a competir al mercado

— ERVING SANCHEZ RIZO —

Alrededor de 60 microempresarios, confeccionadores de helados y bolis, temen que el gobierno les aplique el impuesto general de ventas en vez de la cuota fija para supuestamente facilitar la entrada al mercado de la Industria Nicaragüense de Helados, Sociedad Anónima (INHSA), empresa de capital espańol.;


Adicionalmente, los microempresarios piensan que si se suben aún más sus costos de producción, puedan ser sacados del mercado con la irrupción de INHSA en Nicaragua, empresa entre cuyos planes se encuentra el público joven de Nicaragua y Centroamérica.;


Ese temor es generalizado, dice dońa Magdalena Alemán, propietaria de la pequeńa industria Simpson, que se dedica al procesamiento de bolis y gelatinas. “Si nos ponen más impuestos y se instala una industria nueva con mayor capacidad nos sacarán del juego”.;


El miedo, según ella, es que el gobierno se preste a poner un impuesto que les encarezca más sus costos de producción, frente a una nueva industria que, afirma, importará todo de Espańa.;


TEMEN QUIEBRA DE PEQUEŃAS EMPRESAS;


En ese sentido aseguran que podrían ir a la calle entre dos y tres mil personas que trabajan alrededor de las 60 pequeńas industrias de refrescos en bolsas, a los que más bien el gobierno debería proteger por la capacidad de dar empleo que tiene este sector.;


La seńora Alemán manifestó que el sector debe importar a través de comerciantes las materias primas para la confección de los bolis y de las gelatinas, porque no se producen en el país, sino en Guatemala y Honduras.;


Dońa Magdalena sostiene que también los comerciantes que traen esa materia prima se verían afectados en su actividad, frente a la posibilidad de que la pequeńa industria de los refrescos sintéticos embolsados quiebre si le ponen otro gravamen que no sea el de la cuota fija.;


ESPAŃOLA DICE QUE NO DEBEN TEMER;


Mientras tanto, la seńora Eva Pastrana, representante en el país de INHSA y de HISPANIC, industria de implementos de metal, ambas de capital espańol, asegura que no tienen por qué temer, dado que no vienen a quebrar a nadie sin a participar del mercado.;


Esta empresa que se está instalando frente a Suministros Eléctricos, junto a la Rotonda Santo Domingo, dice tener como objeto la fabricación industrial, empaque y comercialización de toda clase de bebidas, refrescos, golosinas y helados de distintos sabores y colores en distintas presentaciones.;


Para tal efecto, la seńora Pastrana dijo que podrían invertir 100 mil dólares en maquinaria, equipos y edificios para la empresa que se propone como mercado inicial el nicaragüense y luego el centroamericano.;


MAQUINARIA Y MATERIA PRIMA ESPAŃOLA;


La maquinaria para la industrialización de helados, bolis y paletas, será traída de Espańa, y probablemente la materia prima también, dado que consideran que la empresa tendrá dificultades de conseguirlos en Nicaragua, aunque dijo que también podrían adquirir en otros países del área.;


Entre los planes de esta empresa está confeccionar refrescos o golosinas embotelladas, emplasticados, paletas y conos, entre otras cosas, para lo cual afirman usarán aguas purificadas, jugos, néctares, azúcares y lácteos o incluso podrían incursionar en la fabricación, empaque y comercialización de toda clase de productos de la rama alimenticia.;


De acuerdo con la seńora Pastrana, un estudio de mercado les ha demostrado que pueden incursionar sin crear peligro para el resto de pequeńas empresas del sector, versión que los microempresarios no creen.;


Para la seńora Pastrana, la misión de la empresa no es provocar la quiebra de las pequeńas industrias ya instaladas, sino colaborar para desarrollar el sector, dar trabajo a unos 16 empleados directamente, y a unos 20 distribuidores.;


Para ese efecto expresó que están siendo financiados por la Compańía Espańola de Financiación al Desarrollo (COFIDES) que se dedica a habilitar proyectos de empresas espańolas en naciones en vías de desarrollo. ;