Nacional

Capital nacional "manos arriba"

* Gobierno impone reglas del juego para la corrupción * Terrorismo fiscal, y para los amigos del "hombre" proteccionismo * Maquinaria obsoleta, costos altísimos y escaso desarrollo tecnológico * Empresas vulnerables, y cúpula empresarial simple acompańante del gobierno * COSEP es como un pequeńo "Country Club"

— XIOMARA CHAMORRO —

El Gobierno impone reglas del juego que incentivan la;
corrupción y frente a las cuales la empresa privada asume un;
papel pasivo, lejano a las expectativas sociales, lo que;
podría tener como consecuencia una peligrosa profundización de;
las diferencias de clase, advirtió recientemente el conocido;
empresario Manuel Ignacio Lacayo.;


En una severa crítica al rol de la empresa privada;
nicaragüense, Lacayo seńaló que el capital nacional está;
"manos arriba" frente a un Gobierno que impone el terrorismo;
fiscal, promueve el proteccionismo para los amigos y;
familiares de la clase gobernante e invita a los empresarios a;
romper con las leyes para buscar arreglos personales con el;
"hombre".;


La ética gubernamental, según Lacayo, ha llevado a la empresa;
privada a obedecer a una "ley de la selva" en materia;
económica, que las circunstancias históricas del país han;
demostrado que es socialmente contraproducente.;


"Yo creo que el resto de la sociedad espera que la empresa;
privada ocupe un lugar más beligerante, al no hacerlo está;
desligitimando otra alternativa en que creer, porque ya el;
pueblo cree cada vez menos en los partidos políticos y sería;
lo peor que el pueblo caiga en la anarquía", expresó.;


UN CAPITAL VULNERABLE A LAS MANIPULACIONES;


Lacayo considera que la desunión del gremio empresarial es una;
de sus principales debilidades, lo que agregado a su escaso;
desarrollo tecnológico, hace que el capital nacional sea ;
vulnerable a las manipulaciones del Gobierno.;


"Este es un capital con maquinaria obsoleta, con costos de;
producción altísimos, con una mano de obra no calificada, en;
suma no es un capital acostumbrado a la competencia, aquí no;
hay capital fuerte comparado con El Salvador o Guatemala",;
indicó Lacayo.;


Sin embargo el empresario reconoce que a pesar de estas;
debilidades, el capital nicaragüense tiene ventajas que podría;
aprovechar a favor de la sociedad.;


"Los capitalistas en El Salvador o Guatemala no han;
evolucionado socialmente, la diferencia entre el rico-rico en;
El salvador y Guatemala y la manera en que tratan ellos al;
campesinado, no han aprendido nada y en esto definitivamente;
nosotros tenemos una ventaja porque tenemos la oportunidad de;
ser más humanos, deberíamos, porque el nicaragüense ya cambió,;
es más inteligente", dice Lacayo.;


EL COSEP ES UN PEQUEŃO "COUNTRY CLUB";


Lacayo asegura que actualmente la empresa privada del país y;
particularmente el COSEP, no se han detenido a analizar el;
fenómeno de la corrupción como un problema nacional.;


"Es un asunto que el COSEP ni siquiera ha tocado, porque el;
COSEP es como un pequeńo "country club" que actúa de manera;
complaciente con las políticas del Gobierno", expresa.;


En su opinión la mayoría de empresarios y productores del;
país, particularmente de los departamentos fuera de Managua,;
no se sienten representados por el COSEP.;


Lacayo lamentó que en Estocolmo la cúpula empresarial esté;
decidida a actuar como simple acompańante del Gobierno, sin;
posiciones beligerantes propias del sector.;


"Obviamente el Gobierno va a mandar (a Estocolmo) a sus;
allegados que le hacen el bulto y que dicen que todo está;
bien, pero hay que preguntarse cuánto de su salario un;
trabajador invierte en sus necesidades básicas y servicios;
públicos y qué le queda, habría que preguntarse qué ha hecho;
este Gobierno para fortalecer una clase media, porque la;
fortaleza de un país no está en la cantidad de ricos que;
tenga, sino en la importancia de la clase media", expresó;
Lacayo.