Nacional

¿Volverá visión oscurantista?

* Presencia de Belli agudiza reservas

— KARLA CASTILLO —

¿A Uuted le agradaría que a su hijo le llamen "ilegítimo",;
"bastardo", "sacrílego" o "adulterino", sólo porque no nació;
de un matrimonio?, ¿Aceptaría que una ley lo obligara a;
casarse con su pareja estable, aunque usted y él o ella no lo;
deseen?;


Tales preguntas son válidas ahora que empezó a funcionar el;
Ministerio de la Familia, con el doctor Humberto Belli a la;
cabeza, lo que ha despertado el temor de organismos femeninos;
que ven en él la vuelta a los tiempos de la Edad Media.;


La doctora Vilma Núńez de Escorcia, presidenta del Centro;
Nicaragüense de Derechos Humanos, es una de las personas más;
preocupadas en el tema, porque la poca información existente;
sobre el Ministerio de la Familia indica un retroceso en el;
área social. ;


DISCRIMINACION SOCIAL ;


La presidenta del CENIDH habla con conocimiento de causa,;
porque ella misma, en los ańos cincuenta, fue víctima de la;
discriminación social, ya que al no ser hija de matrimonio, no;
fue aceptada en un conocido colegio religioso. ;


La forma como se perfila el Ministerio de la Familia ya ha;
despertado algunas inquietudes, opina la doctora Núńez,;
poniendo como ejemplo el inciso D del artículo 29, el que;
podría ser inconstitucional, porque dice "proponer y ejecutar;
políticas y acciones para facilitar a la pareja, en unión de;
hecho estable, para que contraigan matrimonio". ;


"Considero que es inconstitucional, porque la unión de hecho;
estable está reconocida en la Constitución y no es posible que;
quieran obligar a la gente a casarse", seńala la presidenta;
del CENIDH.;


PERFIL CONSERVADOR Y CON BELLI...;


Para la doctora Núńez, el perfil que se le está dando al;
Ministerio de la Familia en la ley es muy conservador y;
representa de alguna forma una regresión en los avances que;
han habido en materia de relaciones familiares en el país. ;


No es un prejuicio exclusivo de defensores de derechos;
humanos, pero el fundamento legal del Ministerio de la;
Familia, unido a que se nombra para que lo dirija el doctor;
Belli, es más preocupante aún, ya que el ex ministro de;
Educación tiene una trayectoria conservadora, con actitudes;
confesionales de carácter religioso, indica Núńez. ;


"He escuchado que el doctor Belli pedirá anular el divorcio;
unilateral, que fue aprobado como un avance que fortalece las;
relaciones voluntarias, porque tiene que ver con la naturaleza;
del matrimonio que ahora no es un contrato, sino una unión;
voluntaria y concensuada. Si termina la voluntad de una de las;
partes, ¿por qué va a haber unión forzada?", cuestiona la;
activista de derechos humanos. ;


VA CONTRA LOS CDI ;


Nadie desconoce que el principal "logro" de Belli en la;
educación pública, fue haber impulsado la autonomía, una forma;
eufemística de nombrar la privatización de las escuelas.;


Ahora supuestamente ya propuso hacer "autónomos" los Centros;
de Desarrollo Infantil, lo que a modo de ver de la doctora;
Núńez sería algo verdaderamente grave.;


"Los CDI son derechos que se han ganado las mujeres;
trabajadoras, para tener un lugar seguro donde dejar a sus;
hijos pequeńos. Quitar ese derecho es negar que el Estado;
tiene la obligación de ejercer la protección social", enfatiza;
la doctora Núńez. ;


La presidenta del CENIDH hace la salvedad que no se debe;
juzgar a priori cuál va a ser la actitud de Belli, pues más;
bien la intención de los organismos involucrados en la lucha;
por la nińez y las mujeres, los invitan a que desvirtúe esos;
temores, hasta hoy tomados como verdades.;


El reto de los organismos es que Belli involucre en la;
reglamentación o en el desarrollo del trabajo del Ministerio,;
a todas las organizaciones de mujeres y protectores de la;
nińez, que tienen mucha experiencia en el área. ;


"Se le presenta la oportunidad de dar lugar a la democracia;
participativa, porque un trabajo con la familia no se puede;
hacer con criterios personales o religiosos", dice Núńez. ;