Nacional

Otro parricidio

*** Nińita apenas tenía cinco meses de edad y crimen se dio después de secuestro de día y medio. *** Mujer le gritó que hija no era de él y eso bastó para el horrendo asesinato.

— MOISES GONZALEZ SILVA —

Uno de los crímenes más horrendos que se han visto en los;
últimos días, es el parricidio ocurrido en Bilwi (Puerto;
Cabezas) esta semana, donde un padre asesinó a su propia;
hijita de cinco meses de edad, enterrándole un machete en el;
pecho. ;


El asesino, según informó el sub comisionado Carlos Espinoza;
García, jefe de Policía de Puerto Cabezas, quitó la vida de;
manera brutal a la pequeńa Jéssica Raquel Colomer Rodríguez,;
porque su mujer, en el transcurso de una pelea, le gritó que;
no era su hija.;


El jefe policial, evidentemente impresionado, nos dijo vía;
telefónica que la estocada asestada a la infante le penetró en;
el pecho, partiéndole el corazoncito, los pulmones y la aorta.;


El hecho sangriento se registró en el barrio Lamlaya de esa;
ciudad a eso de las diez de la mańana del viernes. Según las;
autoridades de Policía de Puerto Cabezas, el parricida;
responde al nombre de Juan Francisco Colomer Toledo. ;


PORQUE SE LA "PEGABA";


El hombre, según conocimos, celaba constantemente a su mujer,;
identificada como Jéssica Jazmina Rodríguez, a quien acusaba;
de "pegársela" constantemente.;


En una de las trifulcas protagonizadas por la pareja, Jéssica;
Jazmina le gritó a Colomer Toledo que la nińa no era de él, lo;
que motivó al sujeto a secuestrar a la menor durante un día y;
medio antes de asesinarla. Antes, el asesino ya la había;
secuestrado por un día.;


El día de los hechos la infante fue llevada por su padre a una;
vivienda ubicada en el barrio Lamlaya, a unos doscientos;
cincuenta metros de la plaza "San Miguel", en Puerto Cabezas.;
;
Todo hace indicar que la criatura fue asesinada con un machete;
que su padre hundió en su frágil pechito, a sabiendas que se;
trataba de su propia hija. Según confesó ante las autoridades,;
lo que le dijo su mujer días antes lo descontroló, hasta;
llegar a cometer el horrendo crimen.;


De acuerdo con la Policía, el parricida declaró que asesinó a;
su hija porque su mujer la Jéssica Jazmina se la "pegaba",;
aunque él sabía que la infante era realmente su hija.;


Por su parte, el capitán de la Policía Miguel Narváez dijo que;
el forense de Bilwi, Juan Prado, dictaminó que la nińa tenía;
fractura en el esternón a causa de herida con arma blanca,;
atravesados los pulmones y partida una vena.;


El viernes el parricida Juan Francisco Colomer Toledo fue;
remitido al Juzgado de Distrito de Puerto Cabezas, para su;
debida sentencia. Este horroroso hecho se suma a la cadena de;
violencia ejercida en contra de la nińez nicaragüense, la;
mayoría cometidos por personas cercanas a las víctimas.;


;


;