Nacional

Devastación fue total en Río Coco

* Misión morava recorre la zona afectada * Seńales de la naturaleza avisaron peligro

— ERVING SANCHEZ RIZO —

La devastación fue total en la zona de Río Coco Arriba, donde;
por lo menos ocho comunidades, sus siembras, puentes y;
escuelas ya no existen, y al menos cinco mil de sus habitantes;
se encuentran desarraigados, y hacinados en campamentos;
ubicados en sitios altos fuera de sus localidades.;

;
La zona llamada del alto Wanki o Coco se encuentra ubicada;
entre la comunidad de Carrizal y San Andrés de Bocay, donde;
las aguas salidas de madre arrasaron con todo y la población;
debió huir a sitios altos al comenzar a escuchar los primeros;
signos de inundación.;

;
Esto fue constatado por una misión de la Iglesia Morava;
integrada por el Superintendente, Reverendo Fernando Colomer,;
Gilberto Molina, Director del Instituto de Desarrollo Social;
de la misma iglesia, y Víctor del Cid de la misma institución.;
También andaba Kenneth Serapio, Vicerrector del Centro;
Interuniversitario Moravo de la Bluefields Indian and;
Caribbean University de Puerto Cabezas.;

;
DEVASTACION TOTAL EN ALTO WANKI;

;
La gira fue realizada por la zona entre el martes 10 al 14 de;
noviembre en un helicóptero Seaking de la Marina Real del;
Reino Unido hasta Raití, y de ahí bajaron vía acuática en;
pangas hasta Waspán, visitando en ese recorrido siete;
comunidades: Raití, Walakitang, Walaihka, Siksa Yari, Cayu;
Tingni, Carrizal, Andrés Tara.;

;
La situación en Raití es devastación total con la pérdida del;
100 por ciento de la infraestructura, del puesto de salud, la;
escuela, el instituto de educación secundaria, así como las;
edificaciones de las iglesias Morava, Católica y de otras;
denominaciones.;

;
SEŃALES DE LA NATURALEZA LES ADVIRTIERON DE PELIGRO;

;
Sin embargo no hubo víctimas humanas por la capacidad de;
sobrevivencia de los indígenas que vieron seńales, sonidos de;
la naturaleza, que les advirtieron que se iba a producir una;
crecida espectacular de las aguas, la mayor de los últimos 90;
ańos.;

;
Sólo en 1906 se produjo algo similar quizás por otro huracán;
que barrió igual que ahora a decenas de comunidades del Alto;
Coco, como el caso de la comunidad de Raití, que de acuerdo a;
los indígenas es su tercera destrucción, dos por la misma;
causa.;

;
BRITANICOS EXCAVAN POZOS;

;
En la localidad de Raití estaban trabajando en limpieza 37;
soldados holandeses, los cuales fueron relevados el viernes;
pasado por efectivos británicos en labores de transporte,;
alimentación y de escombreo.;

;
Los soldados británicos están ayudando a excavar pozos para;
buscar agua potable, por que la mayor parte de las cuencas;
están contaminadas al rebalsarse las letrinas existentes en el;
lugar y arrastrar el río cadáveres de animales y personas.;

;
UN MAL TRAS OTRO;

;
El problema de todas las comunidades es similar. Primero hubo;
sequía y miles de incendios forestales, lo que consumió a;
plantaciones de banano, plátanos, quequisque, malanga y yuca,;
y ahora que los habitantes de la zona tenían la esperanza de;
levantar la cosecha de arroz, se perdió toda.;

;
Se calcula que la producción total de todo el Río Coco es de;
120 mil quintales de arroz y la gente se quedó sin cosecha de;
arroz, sin comida y sin instrumentos para sembrar frijoles ni;
insumos, siembra que debe comenzar entre noviembre y;
diciembre.;

;
TRATAN DE CONTROLAR BROTE DE COLERA;

;
De acuerdo con la Iglesia Morava, unos cinco mil habitantes;
diseminados a lo largo del curso alto del Coco tendrán hambre,;
sus más de 800 viviendas fueron arrasadas por la crecida y;
para colmo de males las enfermedades están comenzando a;
aparecer, como el brote de cólera en las siete comunidades;
visitadas. El Ministerio de Salud envió brigadas médicas para;
ayudar a controlar el brote de cólera.;

;
En Walakitán, que pertenece al departamento de Jinotega, hasta;
el viernes 13 no habían recibido ningún tipo de ayuda de parte;
las autoridades departamentales. La iglesia Morava fue la;
primera que llevó una dotación de medicinas para atender a los;
pobladores, mientras que el resto de comunidades de la RAAN;
había recibido poca comida.;