Nacional

Conjueces en maratón de violación a leyes


Martha Vasquez

Los conjueces Ivone Astrid Cruz Pérez, Juan Pablo Obando, Mabel Auxiliadora Martínez, William Villagra, Patricia Delgado, José Ignacio Miranda y Félix Pedro Ocampo, cumplieron un mes de estar sustituyendo a los magistrados propietarios liberales de la Corte Suprema de Justicia, y legales o no, ya recibieron salario del Estado y aún no han declarado su informe patrimonial ante la Contraloría General de la República, como lo manda la Ley de Probidad de los Servidores Públicos del Estado.
Además, no han dejado sus otras funciones como dueños o miembros de bufetes y como asesores de distintos ministerios y empresas, como debe de ser, para evitar los conflictos de intereses y no faltar a la exclusividad jurisdiccional.
“Es lo que tenemos que hacer en estos días (declaración de probidad). No se hizo antes porque como fue en una situación irregular, pero se tiene que hacer, lo estamos analizando”, expresó el conjuez Juan Pablo Obando.
Según el artículo tres de la Ley de Probidad, ésta es aplicable a todas las personas naturales investidas de funciones públicas, permanentes o temporales, remuneradas o ad honorem que ejerzan su cargo por elección directa o indirecta, por nombramiento, contrato, concurso o por cualquier otro medio legal de contratación, emanado de la autoridad competente, que presten servicios o cumplan funciones en cualquiera de los poderes del Estado.
“Si ellos (conjueces) se sienten tan legales, no sólo deben asumir las ventajas y prerrogativas de los magistrados propietarios, sino también las obligaciones, y una de ellas es rendir la declaración de probidad ante la Contraloría. Lo que pasa es que ellos hacen ilegalidad sobre ilegalidad. De todas maneras, sus sentencias son espurias”, expresó Gabriel Álvarez, constitucionalista.

Siguen en otras funciones
Álvarez expresó que si los conjueces tienen otros trabajos externos afectan el principio de imparcialidad y de exclusividad jurisdiccional.
Uno de los ejemplos es el conjuez Juan Pablo Obando, quien funge como asesor legal del Ministerio de Gobernación. “Eso (apartarse de otros compromisos) lo estamos analizando entre conjueces y magistrados, porque es una situación irregular, no sabemos cuánto tiempo estaremos en el cargo, es temporal”, dijo Obando.
END intentó comunicarse vía telefónica con los demás conjueces, pero dada las fechas, muchos celulares se encontraban en buzón de voz.
Mientras tanto, el contralor de facto Guillermo Argüello Poessy expresó que no tiene duda de que los conjueces deben rendir la declaración de probidad, pero que no podía dar más información porque estaba de vacaciones.