Nacional

Comisión de Parlamento visitará “La Esperanza”

* Búsqueda de drogas o armas da lugar a requisas, pero se hace sin respeto a dignidad humana

Rafael Lara

Hoy la comisión de Derechos Humanos de la Asamblea Nacional visitará el penal “La Esperanza” para conocer de primera mano la situación que se está viviendo en el mismo, a raíz de varias situaciones de maltrato denunciadas en EL NUEVO DIARIO, mientras tanto organizaciones de derechos humanos señalan que los maltratos y las requisas a los privados de libertad en el sistema penal no son raros, donde se hacen requisas vaginales en mujeres y anales en varones.
“La verdad es que sobre las requisas en las cárceles no podemos decir que no se hagan. Dentro de los penales se dan muchas situaciones en que introducen drogas. Hemos podido constatar esto no solamente en el penal de mujeres ‘La Esperanza’, sino en todos los penales del país (donde) existe el riesgo de la introducción de drogas”, expresó la procuradora especial para la mujer, Débora Grandison.
Argumentó que la denuncia de la madre abusada fue recibida en la Procuraduría en Defensa de los Derechos Humanos, PDDH haciéndose las investigaciones pertinentes. “La PDDH no puede intervenir, siempre y cuando se hagan en el marco del respeto y no se dañe la dignidad de un privado o privada de libertad. La procuradora de cárceles hizo las investigaciones y no hubo tal acción a nivel general. Seguiremos en las investigaciones y ahora que la compañera está libre podremos entrevistarnos con ella para conocer a fondo lo que pasó”, comentó la funcionaria.
Por su parte Pablo Cuevas, asesor legal de la Comisión Permanente de Derechos Humanos, CPDH, dijo no tener en su organización denuncias de la cárcel de mujeres, pero sí existe cantidad en el caso del penal “La Modelo” de Tipitapa, principalmente por detenciones ilegales.
“Según la Constitución, a los ciudadanos privados de libertad se les debe respetar su dignidad humana y su integridad física. Está bien que utilicen algunos procedimientos, pero sin menoscabar que son seres humanos con derechos y garantías, pero en ocasiones exageran e incurren en este tipo de requisas que caen en humillaciones y violenta nuestra Carta Magna”, aseveró.