Nacional

Honduras protesta por captura del “Laura Any”

* Una nota con advertencias que huelen a amenazas

José Adán Silva

El gobierno de Honduras se sumó al reclamo de las autoridades colombianas contra Nicaragua, por la captura de la Fuerza Naval en el Mar Caribe de una embarcación con la bandera del país sudamericano.
El Ejército de Nicaragua reportó que el pasado 22 de abril capturó a un barco con bandera colombiana que presuntamente hacía labores de pesca ilegal en territorio nicaragüense.
La captura ilegal del barco colombiano “Laura Any” y sus 32 tripulantes motivó una protesta fuerte de Colombia, y el pasado miércoles el gobierno de Honduras se sumó a la queja contra Nicaragua.

Reclamo tardío
El miércoles, la Cancillería de Honduras envió una nota de protesta al Ministerio de Relaciones Exteriores nica, donde señaló que la captura es una “infracción al derecho internacional cometida por la Fuerza Naval de Nicaragua, con el fin de presentar efectividades artificiales y puramente formales en el entorno de Serranía que vulneran la jurisdicción hondureña”.
El vocero del Ejército de Nicaragua, coronel Juan Ramón Morales, dijo que la captura fue en aguas territoriales de Nicaragua. A la fecha del reclamo de Honduras, no se conocía si el total de los tripulantes capturados habían sido deportados a Bogotá.

“Arbitraria captura”
La nota de protesta fue enviada al ministro de Relaciones Exteriores de Nicaragua, Samuel Santos, por el vicecanciller de Honduras, Alden Rivera, quien se convierte en canciller por la ley en ausencia temporal del ministro de relaciones exteriores, Mario Canahuati.
La carta, bajo el oficio número 204/DSM, está fechada en Tegucigalpa el 26 de abril y dice textualmente así: “Señor Ministro: Hónrame saludarlo en la oportunidad de enumerarle que, por medio de diversas fuentes oficiales y también de informativos independientes, me he enterado que el 22 de abril de 2010 en horas de la noche, fue capturada en aguas de la Zona Económica Exclusiva sometida a la jurisdicción hondureña el buque ‘Laura Any’, de pabellón colombiano”.
“Ante esta infracción al Derecho Internacional cometida por la Fuerza Naval de Nicaragua, con el fin de presentar efectividades artificiales y puramente formales en el entorno de Serranía, que vulneran la jurisdicción hondureña en la zona marítima donde se produjo la arbitraria captura”, expresa la nota.

Una advertencia que huele a amenazas
“Formulo enérgica protesta y ratifico la reserva de derecho que, con pleno respeto de la sentencia de la Corte Internacional de Justicia del 8 de octubre de 2007, presentó esta Cancillería sobre la zona marítima ubicada al Norte del paralelo 142 59 OSH N y al Este del Meridiano 82 W en nota diplomática del 23 de junio de 2008 al Gobierno de Nicaragua”, añade.
“EI Gobierno de la República de Honduras, abriga la confianza que el gobierno de la República de Nicaragua observará, con el respeto y diligencia debidos, lo dispuesto en el párrafo 321 número 3 de la referida sentencia de la Corte Internacional de Justicia, mientras existan causas pendientes de resolución sobre este sector marítimo ante la Corte”, dice la misiva.
“Y que velará porque sus patrulleras navales se abstengan de realizar incursiones militares y otro tipo de acciones en perjuicio de la libertad de la navegación internacional en la zona económica exclusiva perteneciente a Honduras, de conformidad con el Derecho Internacional”, puntualiza la nota de protesta.