Nacional

Centrales de “luto” y nada que celebrar

* Lo peor, el golpe con alza de la luz

Representantes de organizaciones sindicales de trabajadores están de luto, y aseguran que este primero de Mayo, Día de los Trabajadores, no tienen nada que celebrar, mientras la Central Sandinista de Trabajadores, CST, sí lo hará marchando hacia la Plaza de las Victorias, donde se pronunciarán sobre la necesidad de un mejor salario, pensiones para los ancianos, rechazo al incremento de la tarifa energética y un apoyo a algunas políticas acertadas del gobierno.
Álvaro Leiva, Secretario de Asuntos Laborales de la Federación Democrática de Trabajadores del Servicio Público, afirmó que “no tenemos ninguna actividad porque estamos de luto y no tenemos nada que celebrar, más bien tenemos que mantenernos organizados y establecer algunas denuncias internacionales contra la administración de este gobierno que no tiene ninguna política de Estado en relación con los trabajadores”.
Leiva dijo que en los próximos días estarían llevando las denuncias ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos, la Organización Internacional del Trabajo y la Corte Centroamericana de Justicia, mientras Roberto González, Secretario General de la CST, dijo que el gobierno todavía debe hacer mayores esfuerzos para alcanzar “nuevas victorias” en beneficio de los trabajadores.

No al alza de la luz
En el marco del Día de los Trabajadores, González aseveró que esa central sindical se opone al aumento de la tarifa del servicio eléctrico anunciado por las autoridades gubernamentales. “Nos parece que éste no fue el mejor momento como un mensaje a la clase trabajadora y al pueblo nicaragüense, en medio de la conmemoración del Primero de Mayo, por lo tanto queremos pedirle al presidente Ortega que se reconsidere esta decisión en relación con revisar los tiempos en función de su posible aplicación posterior”, exhortó.
El secretario de la CST insistió en que solicitarán al presidente Daniel Ortega que se les otorgue una pensión mínima a aquellas personas de la tercera edad que no lograron reunir las 750 cotizaciones del seguro social.
Gonzáles recordó que ha habido funcionarios públicos en algunas instituciones estatales que violan los derechos de los obreros, y que gracias a las denuncias de los sindicatos el gobierno los ha quitado de esos puestos.