Nacional

Río San Juan y SICA, prioridades de Chinchilla


El presidente Daniel Ortega se reunió ayer con la mandataria electa de Costa Rica, Laura Chinchilla, con quien intercambió palabras de afecto y se comprometió a la reactivación de la Comisión Binacional suspendida desde hace dos años.
Chinchilla se entrevistó con Ortega durante dos horas. Luego del encuentro, al que asistieron la ministra de Gobernación, Ana Isabel Morales; la jefa de la Policía, primera comisionada Aminta Granera, y por Costa Rica, el canciller y el ministro de Seguridad Pública, René Castro y José María Tijerino, respectivamente, hablaron de puntos en común entre las dos naciones.
Ambos mandatarios coincidieron en que es necesario normalizar la situación en el Sistema de Integración Centroamericana (SICA) e insistieron en los temas que unen a ambos países y en los que prometieron enfocarse.
Chinchilla fue recibida por Ortega sin mayores protocolos en el Aeropuerto Internacional “Augusto C. Sandino”, donde expresó su agradecimiento a los nicaragüenses, “manos laboriosas que han levantado tantos edificios, sacado tantas cosechas, cuidado a tantos niños” en Costa Rica.
La mandataria electa del país vecino llegó al país como parte de una gira por la región antes de asumir el poder el próximo 8 de mayo.
Según Ortega, abordaron varios temas, entre ellos la seguridad binacional, y avanzaron en puntos que se trataban en la Comisión Binacional.

Ortega comedido y Chinchilla habla del San Juan
“Hemos hablado mucho del medioambiente, y ante situaciones polémicas (hemos acordado) que encontraremos una solución con el objetivo común que es la defensa del medioambiente”, expresó un Ortega, esta vez, comedido, que obvió los conflictos con el país vecino.
Ortega hasta acordó que la próxima reunión con Chinchilla se realizará en Guanacaste, lugar de viejas disputas.
Chinchilla, por su parte, “reconoció la férrea voluntad” de Ortega para que trabajen juntos en los próximos años, lo que hace suponer que las difíciles relaciones que Nicaragua y Costa Rica llevaron durante la presidencia de Óscar Arias quedaron atrás.
“Es una excelente señal de las relaciones de buenos vecinos”, agregó Chinchilla, quien exaltó a la Policía Nacional, con quien elaborarán planes conjuntos contra el crimen organizado, y habló de hacer del Río San Juan “un lugar que en vez de dividir, promueva un turismo con los mejores estándares de calidad”.
Ortega no dijo una palabra sobre la crisis de gobernabilidad que atraviesa el país.