Nacional

Caen lluvias de “pre invierno”


Las lluvias repentinas del sábado con las características ya de la temporada de lluvia, comenzaron a poner en peligro la obra municipal en el cauce El Dorado.
Gerardo Miranda, subcomandante del Benemérito Cuerpo de Bomberos de Managua, , dijo que a esa institución no le reportaron ningún llamado de emergencia producto de la lluvia, sin embargo, se conoció que una señora fue arrastrada por las fuertes corrientes en el sector del mercado Roberto Huembes, y que fue socorrida de inmediato por vecinos del lugar.
Aunque la precipitación fue copiosa, ninguna entidad de emergencia reportó asistencias relevantes. La Policía Nacional conoció de un par de accidentes de tránsito producto del mal tiempo. Lo que si fue visible en un recorrido que hicimos durante el temporal, fue que algunos barrios de la capital se inundaron y que algunas calles y avenidas principales se volvieron intransitables debido a las fuertes corrientes.
Al caer la noche, Defensa Civil tampoco reportó ningún llamado, aunque sus autoridades dieron a conocer que estuvieron atentos a toda hora.

Invierno no ha entrado
Martha Castillo, pronosticadora de turno del Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales, Ineter, aseguró “desde el día jueves se valoró que iban a ver lluvias… pero es totalmente normal, es algo que se espera en la temporada”, dijo.
Según Castillo, las lluvias son producto de las altas temperaturas registradas las últimas semanas a nivel nacional. El pronóstico de Ineter es de 48 horas de lluvia, y manifiesta que no tiene nada que ver con el período de invierno. “En la zona del Pacífico, norte y central, está lloviendo… en zonas como San Carlos y Juigalpa, las lluvias son más fuertes que en otros sectores”, dijo Castillo.
“Desde antes de Semana Santa, hasta el día de ayer, los vientos eran débiles, y hubo altas presiones, por ende comienza una etapa de nubosidad y lluvias”, afirmó Castillo.
Castillo explicó que el temporal de ayer se produjo debido al ascenso de masas de aire cálido y húmedo a lo largo de una zona de baja presión atmosférica que se ubica entre dos áreas de mayor presión llamadas Anticiclones, formadas por masas de aire mucho más fría y pesada que se introdujeron como una cuña y dieron origen a la formación de nubes de gran desarrollo vertical y a las consiguientes lluvias”.