Nacional

Estrada miente y calumnia


Redacción Central
Las acusaciones del procurador Hernán Estrada, quien señaló a EL NUEVO DIARIO y a otros medios de recibir dinero de los donantes para atacar al gobierno, fueron rechazadas tajantemente por este medio, por la Universidad Centroamericana y por otros organismos de la sociedad civil señalados de participar en “el boicot” imaginado por el funcionario público.
Estrada dijo el pasado miércoles en el caricaturesco foro de periodistas orteguistas, que había organizaciones de la sociedad civil que se benefician del programa del Fondo Conjunto de Donantes para la Anticorrupción, para pagar a periodistas y a medios independientes para que éstos realizaran investigaciones periodísticas contra el gobierno, y que luego esas organizaciones las usaban para presentarlas como indicadores de percepción de corrupción en el actual gobierno.
En esa “cátedra”, Estrada mencionó específicamente al periodista Luis Galeano, editor de la sección de Especiales de este medio, y al periodista Carlos Fernando Chamorro, del semanario Confidencial.
Ayer este rotativo llamó al Procurador para pedirle explicaciones sobre sus denuncias, y Estrada las sostuvo, aunque sin presentar pruebas, más que unas recopilaciones de reportajes que la UCA hizo con fines académicos.
“Es cierto, yo mencioné al Centro de Investigaciones de la Comunicación, al grupo de la UCA, al de Carlos Fernando, recordá que la UCA es contrapartida del Fondo Anticorrupción, y a su vez hace investigaciones con ustedes los periodistas. Ustedes tienen convenios con la UCA, ¿o no?”, dijo Estrada. ¿Y las pruebas?: “Si ustedes tienen derechos de expresión, yo tengo derechos de expresión. Ustedes dicen de todo lo que quieren y no deben resentirse por lo que uno diga, yo no me voy a molestar porque ustedes digan que yo me inventé un atentado, ustedes no deberían tampoco molestarse”, dijo, sin mostrar los argumentos de sus acusaciones.

Reclama libertad de expresión para calumniar
“Aquí existe libertad de expresión, yo puedo decir lo que pienso”, dijo. “¿Pero usted tiene pruebas?”, se le insistió, y únicamente respondió: “Ahí están unos libros donde aparecen las investigaciones. En el informe de la UCA, ahí aparecen”.
A Estrada se le recordó que los trabajos periodísticos, una vez emitidos, son de libre acceso al público, y que la información publicada es libre desde el momento en que sale a la calle. Además, se le recordó que en todo caso, la Procuraduría General de la República también es beneficiaria de esos fondos de los donantes. De inmediato, un poco incómodo, cambió la versión.
“Yo tengo información como contraparte, de esos fondos, y no he dicho que recibís dinero, he dicho que colaborás con ellos, que sos colaborador de la UCA…”, dijo.
Se le pidieron las pruebas nuevamente y no las dio. “No se sientan mal por eso, ustedes dicen las cosas que quieren, yo digo lo que sé, que hay unos fondos, que ustedes colaboran, que les dan premios”.
“Y además, a mí me ponen a cada rato que yo dije que hice o no hice, hasta dicen que me inventé un atentado, ojalá nunca te avienten un balazo, no te deseo que te peguen un balazo, que no te ocurra eso, pero vos decís que eso fue un invento…”, advirtió, señalando que esos reportajes son usados por organismos de la sociedad civil, como Ética y Transparencia, para elaborar informes internacionales y acusar al gobierno de corrupto.

Courtney: “Que combata a la corrupción y no a los medios”
Roberto Courtney, director del citado organismo cívico, llamó al procurador a dedicarse a promover la transparencia en su gobierno.
“En vez de preocuparse por el trabajo de los medios, debería preocuparse por combatir la corrupción de su gobierno y ayudarlo a diferenciarse de los otros gobiernos neoliberales señalados de corrupción, porque a la fecha, no hay ninguna diferencia entre este gobierno y el gobierno de Arnoldo Alemán”, dijo Courtney.
Añadió que los informes de transparencia internacional se basan en encuestas, estudios y entrevistas a profundidad a sectores destacados de la sociedad, realizados por organismos internacionales como el Banco Mundial, FMI, universidades extranjeras, y no únicamente por investigaciones periodísticas.
“No son los reportes periodísticos la fuente de los informes, son esos organismos financieros con quienes este gobierno hace negocios y acuerdos, son inversionistas, investigadores internacionales, son más de seis encuestas que se usan para medir el índice de Nicaragua”, aclaró.
Por su parte Claudia Pineda, del Instituto de Estudios y Estrategias de Políticas Públicas, Ieepp, aclaró que es la primera vez que ellos participan de estos fondos este año, y negó que ellos paguen dinero a periodistas para que publiquen información contra el gobierno.
“No tenemos política de pago para periodistas, lo que hacemos es usar el periodismo de investigación como una herramienta de trabajo del Instituto. No orientamos temas ni imponemos agenda”, dijo.

“Está confundido”, dice UCA
Por su parte Gonzalo Norori, Director de la carrera de Comunicación Social de la UCA y miembro coordinador del proyecto con los donantes, dijo que el convenio se realizó hace siete años, cuando este gobierno no existía.
“Nosotros estamos involucrados en esta actividad desde 2003, hace siete años ya, de un proyecto que consiste en fortalecer las capacidades del periodismo nicaragüense, con énfasis en el periodismo de investigación”, aclaró. Dijo que con ese convenio se han realizado foros, posgrados, maestrías, talleres y demás programas de fortalecimiento académico a los periodistas de todo el país.
“Me parece que hay confusión, porque nosotros no pagamos a ningún periodista, se premia el mejor trabajo, pero antes se hace la convocatoria, se postulan los trabajos, y el jurado internacional decide al ganador, no es un proyecto dirigido, no se promueven temáticas específicas, no se discrimina a los participantes, es público y auditable”, aclaró Norori.
Dijo que en cuanto a los materiales a concursar, éstos se recopilan en una memoria, se editan en un libro, se distribuyen entre los estudiantes de la universidad y forman parte del acervo cultural de la casa de estudios superiores.

Procurador irrespeta su cargo
Por su parte, el periodista directamente aludido por Estrada, Luis Galeano, calificó al procurador de irresponsable, y denunció una serie de amenazas en su contra por parte de gente que él señala del gobierno.
“Es lamentable que el procurador desde un cargo tan delicado haga afirmaciones como las que realizó con tanta ligereza, como la que expuso cuando habló del supuesto atentado en su contra que nunca se dio, y que pudo haber provocado un derramamiento de sangre”, dijo.
“No hay pruebas de lo que dice, sólo afirmaciones irresponsables hechas al peso de la lengua en contra de mi persona, en contra de EL NUEVO DIARIO, la UCA y demás organismos serios, todo para justificar la ceguera institucional frente a evidentes actos reñidos con la ley, que el procurador no quiere, ni va a querer ver”, señaló Galeano.

Denuncia pública
“Son ataques, no me extraña que hagan esto y más, así actúan, y sé que tienen intervenido mi teléfono, que me escuchan todo el tiempo, además, que están haciendo un rastreo de mis llamadas para dar con las fuentes que me han estado informando, y hasta me han mandado mensajes con amenazas al celular”, dijo Galeano.
“Además de policías, ya me han informado que agentes de civil me siguen constantemente para ver los lugares que frecuento, con quién me reúno, qué hago y qué no hago, todo para saber mis fortalezas y debilidades, porque no hallan por dónde agarrar a los periodistas independientes que hacemos trabajos que desentierran las anomalías, trabajos que les duelen, todo para amedrentarme”, añadió.
“De todo esto ya he informado a la dirección de END para que sepan a lo que estamos expuestos, y no hemos hecho la denuncia porque sabemos en manos de quién caemos, pero al menos que lo sepa la población”, denunció.