Nacional

Otro narco con cédula

* Aseguran que es cercano colaborador del fugitivo colombiano Amauri Paudd Ruiz, quien realmente se oculta con dos documentos emitidos por el CSE *Aminta llama a comunitarios a quedarse en su poblado, mientras juez manda oficio para que el Consejo explique cómo Paudd consiguió dos cédulas * Fernando Paudd Meléndez, preso en Siuna, es señalado por fuentes policiales de ser el que dirigía narco-operaciones a través de su hijo, llamado también “Alberto Ruiz Cano”

MANAGUA Y LAS MINAS, RAAN

Mientras se conoció que el fugitivo colombiano Amauri Paudd Ruiz, vinculado a los sucesos de Walpa Siksa, cuenta con dos cédulas que le hacen aparecer como ciudadano de Masaya y de Bluefields, la Policía y el Ejército capturaron a un peruano, quien también porta una identificación emitida por el Consejo Supremo Electoral.
El individuo responde a los nombres de Moisés Antonio Gamboa Zúniga y/o Marcos Antonio Gamboa Zúniga, señalado de ser uno de los más cercanos colaboradores de Paudd.
A la vez, se conoció que el Cártel de Cali está involucrado en los ataques de Walpa Siksa, considerando algunas fuentes que Fernando Paudd Meléndez, padre de Amauri, y que se hace llamar “Alberto Ruiz Cano”, es el pez gordo que dirigía las narco operaciones en el lugar. Actualmente se encuentra detenido en Siuna.
“Fue un operativo conjunto entre el Ejército y la Policía, que lo hicimos en helicóptero, y por lancha fue en Prinzapolka. El apellido es Gamboa, supuestamente es peruano, y uno de los colaboradores más cercanos del colombiano”, aseguró la primera comisionada Aminta Granera, jefa de la Policía Nacional.
La jefa policial afirmó que Gamboa, al igual que el colombiano Paudd, portaba una cédula nicaragüense, pero dijo que no han determinado cómo estos dos extranjeros han podido obtener un documento que los identifica como ciudadanos de nuestro país.
En tanto, un judicial del Caribe, al sentar en el banquillo de los acusados al padre del prófugo colombiano, mandó un oficio al CSE para que explique cómo es que Paudd o Alberto Ruiz, obtuvo no una, sino dos cédulas nacionales. Con esto suman dos narcos de alto vuelo con tres cédulas nicaragüense en su poder.

Vinculado al cártel de Cali de Colombia
Fuentes policiales consideran a Paudd Meléndez padre, un “pez gordo”, y lo señalan como uno de los “fuertes” del cártel de Cali de Colombia, que adquirió varias propiedades valiosas en distintos lugares del territorio nacional, y que por ahora vigila la Policía Nacional.
“Nosotros estamos aún en un proceso investigativo, no me atrevo a dar ahorita respuestas determinantes, sí estamos actuando, estamos investigando la captura de este hombre peruano que va a darnos muchos elementos”, expresó Granera, quien no confirmó la conexión de Paudd con el peligroso cártel.
Paudd niega toda acusación que lo vincula con actividades ilícitas. Pero la avioneta que cayó con varios millones de dólares y un mil kilos de cocaína, en el cementerio de Walpa Siksa, el 7 de diciembre, supuestamente es del aludido y de su hijo Amauri, quien hasta ahora no ha sido capturado.
Policía ya sabía, pero…
Luego que religiosos y algunos funcionarios de Walpa Siksa han criticado la efectividad de la Policía y del Ejército, al asegurar que ambas instituciones ya sabían que en esa zona operaba el narcotráfico, la primera comisionada Granera confirmó lo dicho por sus críticos, pero se defendió argumentando que no podían actuar sin pruebas.
“Nosotros, cuando digo nosotros, hemos hecho operaciones conjuntas el Ejército y la Policía. Ésta era la tercera operación conjunta que hacíamos allí en esa zona, sí teníamos información de inteligencia, sí habíamos realizado operativos conjuntos preeliminares, no habíamos tenido las evidencias para nosotros poder procesar y poner a la orden de los jueces a estas personas”, se excusó la jefa policial.
La directora de la Policía aseguró que la población de ese sector les está pidiendo que se queden y no se retiren. “No estamos en ningún momento buscando venganza o tratando de reprimir, estamos, sí, con la firme decisión de esta institución y de los hermanos del Ejército en decir que no vamos a permitir que el crimen organizado transnacional y el narcotráfico asiente sus raíces en nuestro territorio”.
Las declaraciones de Granera fueron en la realización de la V promoción de 77 policías que cursaron la Licenciatura en Ciencias Policiales, en la modalidad sabatina.

Fiscalía respalda a Policía y Ejército
El Fiscal General de la República, Julio Centeno Gómez, dijo que la fiscal a cargo del caso, Grethel Fernández, de la Unidad Anticorrupción y Crimen Organizado, respaldó el actuar de la Policía y el Ejército en ese lugar, y descartó que se esté reprendiendo a la población sin argumentos o pruebas.
“La fiscal aseguró que todo se ha hecho dentro de la total normalidad, la más transparente investigación con principios de objetividad y legalidad; recuerde que los medios son tremendos, y bueno, los medios también de derechos humanos hacen lo suyo, pero aquí nosotros tenemos reporte de nuestro fiscal de que todo se hizo dentro de la normalidad”, aseveró Centeno.

Padres de “Alberto Ruiz Cano” en el banquillo
Sereno y confiado, y a veces un tanto desafiante, se mostró en el banquillo de los acusados Fernando Paudd Meléndez, alias “El Patrón”, de origen colombiano, al ser parte de una ampliación acusatoria por tráfico internacional de droga, lavado de dinero y otros delitos conexos.
El acto judicial fue promovido por el Ministerio Público en una audiencia especial celebrada en Siuna, en el Caribe norte.
También fue acusada junto a Paudd, su esposa Catalina del Carmen Ruiz, que luego de la audiencia que finalizara muy tarde, fueron remitidos a las celdas preventivas, donde permanecerán hasta el 24 de febrero, cuando se celebre la audiencia preliminar.
Paudd y la señora Ruiz procrearon a Amauri Paudd Ruiz, que porta, según los órganos de inteligencia policial, dos cédulas de identidad, una donde se identifica como “José Alberto Ruiz Cano”, y que dice vivir en Bluefields, y otra sólo como “Alberto Ruiz Cano”, que señala su domicilio en Masaya.
Sobre “Ruiz Cano” se dice que era el principal operador de todas las actividades del narcotráfico en la zona de Walpa Siksa, la que convirtió en una pequeña “Cali”, y donde permanecía protegido por comunitarios, para facilitar toda la movilización y transacción ilícita.

Cuaderno de pagos para colaboradores
El Ministerio Público en la audiencia especial, reveló que en los allanamientos de los negocios de Amauri Paudd o “Alberto Ruiz Cano”, en Managua, se encontró un cuaderno con detalles de todos los pagos que éste hacía a todos sus colaboradores en Walpa Siksa.

Llegan a 37 los acusados
En la audiencia de ayer, donde se ordenó tramitación compleja, para ampliar los plazos, la cifra de comunitarios acusados por diversos delitos, entre ellos, asesinatos, lesiones y tráfico de droga, llegó a 37, de los cuales 20 están detenidos y otros 17 huyen en las comunidades cercanas.
El juez de distrito de audiencia penal, Fulgencio Velásquez, en su pronunciamiento, mandó oficio para levantar el sigilo bancario de todas las personas acusadas, incluyendo los Paudd, y en caso de encontrar cuentas con fondos disponibles, éstas quedarán inmovilizadas.
También giró oficio a Migración y Extranjería y al Consejo Supremo Electoral, para que expliquen cómo hizo el colombiano Amauri Paudd, para presuntamente adquirir la nacionalidad y obtener dos cédulas de identidad nicaragüense.
La defensa de los acusados Julián Holmes, Nubia Hamer y Juan Ramón Flores, pidieron rechazar la peticiones del Ministerio Público, pero el judicial Velásquez admitió la ampliación de la acusación.
Ordenó la prisión preventiva a seis acusados, rechazó todos los incidentes de nulidad por inobservancia del debido proceso, y programó dos audiencia inicial por separado al llevar dos expedientes, la primera se realizará el 29 de diciembre de este año a las 10 de la mañana, y la segunda para el 24 de febrero de 2010.