Nacional

Mujeres quieren incidir en el rumbo económico


Con el respaldo de 50 mil firmas, mujeres de todo el país solicitarán al gobierno y a la Asamblea Nacional que el Presupuesto Nacional y los municipales tengan un enfoque de género y visibilice el trabajo doméstico dándole un valor y precio en las cuentas nacionales.
Sandra Ramos, del Movimiento María Elena Cuadra, explicó que más de 600 mujeres a nivel nacional discutieron los ejes principales de lo que consideran debe ser la agenda económica y social, para romper con el círculo de pobreza en que se encuentran inmersas, debido a las políticas de los últimos gobiernos.
“Los hombres definen el rumbo económico del país y quienes sufren las consecuencias son las mujeres”, afirma Ramos, quien considera que es hora de que las propuestas de las mujeres en el tema económico sean tomadas en cuenta.
Durante el encuentro las mujeres trabajaron en la ampliación del proyecto de Ley de Igualdad de Derechos y Oportunidades que se será presentado a la Asamblea Nacional, donde ya se dictaminó el anteproyecto, introducido desde el año 1999.
El economista, Cirilo Otero, quien trabaja el tema económico, explicó que las mujeres plantean el cumplimiento de las leyes y nuevos derechos laborales que les permitan un verdadero desarrollo económico.

Las más golpeadas por pobreza
Recordó que las mujeres son las más afectadas entre los pobres, porque no hay igualdad de oportunidades, son afectadas como mujeres, madres y profesionales, lo cual repercute en el nivel de vida de la familia, pues muchas de ellas son cabezas de hogar.
Ramos indicó que hay un equipo de abogados criminalistas y constitucionales que están trabajando en los planteamientos de las mujeres que deberían ir en la Ley de Igualdad de Oportunidades.
Uno de los planteamientos de las mujeres de todos los departamentos es que ellas reciban igual salario que los hombres, por igual trabajo, y que sus capacidades sean tomadas para nombrarlas en los cargos, tanto en el Estado como en la empresa privada, donde por lo general se asciende a los hombres, aunque haya mujeres con mayor capacidad.
Otro planteamiento recogido en las consultas en los departamentos es que se ponga fin a la discriminación de que son víctimas las mujeres a la hora de buscar trabajo, porque son contratadas por tener cuerpos y caras bonitas y no por sus capacidades.
Asimismo, demandan mayor acceso a los créditos, tomando en consideración que son las más cumplidas a la hora de honrar las deudas, que se cumpla el derecho a no ser despedidas por estar embarazadas.

La irresponsabilidad paterna
Ramos explicó que dentro de la agenda económica incluirán lo relacionado con la responsabilidad paterna y materna, porque cuando los hombres abandonan el hogar o la pareja se separa, es la mujer quien carga con los hijos y todo lo que implica: manutención, crianza y educación.
Otro aspecto que incluirán es la violencia intrafamiliar de que son víctimas y que les afecta en su desarrollo económico, y también a los hijos.
Afirmó que las mujeres están excluidas del desarrollo y actualmente sólo participan de los programas del gobierno, Hambre Cero y Usura Cero, que son paliativos, pero en los proyectos de desarrollo están ausentes, y por ello demandan el acceso a carreras técnicas para que al país venga otro tipo de empresa y no sólo las maquilas.