Nacional

Alza imparable del gas

* Si acaso cocina con leña, asústese también por el precio del kerosén

Nery García

El precio del gas licuado y el kerosén mañana domingo continuarán su tendencia alcista por tercera semana consecutiva, informaron las autoridades del Instituto Nicaragüense de Energía, INE.
El cilindro de 100 libras registrará un aumento de 27 córdobas con 75 centavos. Hoy todavía cuesta un mil 52 córdobas con 75 centavos, y mañana aumentará hasta un mil 80 córdobas con 50 centavos.
El tanque de mayor consumo (25 libras) tendrá un incremento de seis córdobas. Ahora se cotiza en 229 córdobas y mañana amanecerá a un precio de 235 córdobas. El cilindro de 10 libras, el más pequeño, aumentará dos córdobas con 50 centavos. Ahora cuesta 91.50 y llegará hasta 94 córdobas netos.
El litro de kerosén se cotiza en un promedio de 17 córdobas con 24 centavos, y se espera que mañana supere a nivel nacional la barrera de los 18 córdobas, debido a un alza sustancial que lo ubicará por encima del precio del diesel y sólo dos centavos atrás de la gasolina regular.

11% más en último mes
Toda esta situación mantiene preocupados a los vendedores de gas licuado al detalle, pues aseguran que las ventas han bajado sustancialmente. Y es que el precio no ha dejado de subir. Los cilindros en todas sus presentaciones han aumentado un total de 11 por ciento en el último mes.
El INE argumenta, a través de un comunicado, que el incremento es debido “únicamente al alza de los precios de referencia internacional del Gas Licuado de Petróleo”.
Sin embargo, Javier Dávila y Manuel Quezada, ambos dueños de establecimientos en donde se vende gas licuado, aseguraron que estos incrementos han bajado las ventas considerablemente, pero, además, “la población se sigue quejando del peso en el tanque, aunque en menor medida”.
Dávila, quien tiene su negocio sobre la Pista El Mayoreo, de donde fueron los rieles dos cuadras al sur, indicó que hace dos meses vendía unos 100 tanques diarios, pero ahora, con los constantes incrementos, “se ha bajado la venta a unos 35 tanques (de 25 libras) diarios, pero también la gente te reclama por el aumento y por el peso”, refirió.
Quezada detalló que de 500 cilindros que compraba semanalmente, ahora compra menos de 400, y “la gente cree que es por nuestro gusto que le subimos al precio, y por eso compra menos como forma de protesta”, dijo el dueño del negocio, ubicado de la Shell El Mayoreo, dos cuadras al sur.
Por su parte, el INE recuerda a los distribuidores de gas a mantener a la vista del público el “precio oficial”, y a los consumidores su derecho de denunciar los puestos de venta donde no se cumpla con esa disposición, ni con el precio oficial aprobado.