Nacional

¿Epidemias embolsadas?

* Situación empeora cuatro meses después de la denuncia de END * “Fábricas” en mercados capitalinos sin ninguna higiene ni tratamiento * El colmo, algunos falsifican bolsas con registros sanitarios ajenos

Nery García

A cuatro meses de que EL NUEVO DIARIO publicara una serie de reportajes sobre la necesidad de que las autoridades competentes investiguen y vigilen sobre la producción, distribución y comercialización del negocio del agua embotellada y embolsada, así como de verificar que las empresas cumplan con las normas higiénico sanitarias, hasta ayer, tanto el Ministerio de Salud (Minsa) como el Ministerio de Fomento Industria y Comercio (Mific), han dejado al descubierto la falta de una regulación efectiva.
En un recorrido que realizó END en varios mercados de la capital se pudo constatar que en la periferia de los mercados Oriental, “Iván Montenegro” y “Roberto Huembes”, existen fábricas que embolsan agua de grifo y venden las 100 bolsas a 20 córdobas, sin contar con el debido registro sanitario aprobado por el Minsa. Y para colmo, algunas usurpan bolsas etiquetadas con registro sanitario, para promover mayor confianza.
“Agua San José” es una de estas pequeñas fábricas ubicadas en el Mercado Oriental, del Cine México una cuadra al Norte, media cuadra al este. Aquí nos atendió alguien que se identificó sólo como “Candelaria”, quien aseguró ser la dueña de esta firma, a pesar de que en el etiquetado de las bolsas plásticas aparece como propietario Wilmer José Abarca Rivas.
No cuentan con registro sanitario
“Candelaria” reconoció que no cuentan con registro sanitario, sin embargo, mostró una supuesta licencia del Minsa que, según ella, quiere decir que “todo está legal”, pero no supo responder si todo era higiénico cuándo intentamos convencerla para que nos mostrara el lugar donde empacan el agua, ni tampoco pudo explicarnos el procedimiento para tratarla.
¿Puede mostrarnos las condiciones en que trabajan?, preguntó EL NUEVO DIARIO a “Candelaria”, a lo que respondió visiblemente nerviosa: “Utilizamos un purificador y todo está legal”, mientras retrocedía, sin permitirnos conocer el ambiente, ni las medidas ni el procedimiento para embolsar y para tratar el agua.
Situación similar existe en los otros mercados capitalinos mencionados, pues según los mismos vendedores ambulantes, en el mercado “Iván Montenegro” hay unas dos empacadoras de agua que se encargan de venderla embolsada, “pero no se sabe si es pura”, según dijeron.
De igual forma, en el mercado “Roberto Huembes”, END pudo verificar que en la parte sur de la parada de buses que van para Masaya, hay tres puntos de ventas al por mayor de agua embolsada de diferentes marcas, aunque las personas que atendían estos lugares aseguraron que no empacaban el agua y que sólo se limitaban a venderla.
Usurpan bolsas con registro sanitario
Otra de las marcas que se comercializa en la capital es “Agua tratada hermanos Fonseca Buitrago”, fábrica ubicada en el barrio 19 de Julio, en Bluefields, la que cuenta con el registro sanitario número 14281, según se lee en etiquetado de la bolsa. END se comunicó con Ernesto Buitrago Fonseca, propietario de esta fábrica, quien se mostró extrañado de que en Managua se esté vendiendo su producto, pues aseguró que su negocio únicamente se distribuye en esa ciudad caribeña.
“No sé por qué están vendiendo agua en Managua, no me explico de dónde aparecen nuestras bolsas”, indicó Buitrago, quien también aseguró que el número de registro sanitario que aparece en el etiquetado del producto fue emitido por el Minsa hace unos cuatro meses, al igual que la licencia para operar, por lo que dijo que es probable que varias de sus bolsas etiquetadas estén siendo vendidas sin su consentimiento, o que alguien abusivamente las haya mandado a imprimir.
Minsa y Mific guardan silencio
END intentó conocer la versión del Minsa sobre las evaluaciones que, según ellos, hacen semestralmente para verificar que tanto el agua embotellada como la embolsada cumplan con los estándares de calidad y los normas higiénicas sanitarias, pero no hubo respuesta de esta institución, pues en la recepción aseguraron que en estos momentos todos los funcionarios están atendiendo la alerta sanitaria que decretó el Minsa en Chinandega y sus municipios por el brote de leptospirosis.
Asimismo, intentamos conocer las acciones que habrían llevado a cabo las autoridades del Mific, luego de las publicaciones de END, escritas por el periodista Oliver Gómez, los días 25, 26 y 27 de junio pasado, pero ni Noemí Solano, titular de la Dirección de Tecnología, Normalización y Metrología, ni Haraxa Sandino, titular de la Dirección de Defensa de los Consumidores respondieron a nuestras llamadas.