Nacional

FES y Mined entogados por este año


Como una acción planeada de antemano podría calificarse la protesta que protagonizaron ayer representantes de la Federación de Estudiantes de Secundaria (FES), quienes desde tempranas horas se instalaron frente al Ministerio de Educación y exigieron su derecho a vestir togas en la graduación de bachillerato y no uniforme escolar, como mandaba el acuerdo ministerial 240-2007.
Y es que los mismos jóvenes, liderados por Leonel Hernández, presidente nacional de la FES --quien estaba en la escalera que conduce al despacho del ministro Miguel De Castilla--, manifestaban que no aceptarían un no como respuesta a su solicitud de toga, pero --después de sólo 22 minutos declaraban que estaban de acuerdo con el Mined en cuanto al no uso de la toga por el gasto innecesario que representa.
“Nosotros no peleábamos el uso de la toga, sino que peleábamos que no se nos tomó en cuenta al momento de tomar esa decisión, nos hubiesen consultado. El Mined, en vista que muchos ya han gastado en la compra y alquiler de togas, se flexibilizó para que el acuerdo ministerial no nos afecte, pero nos comprometimos a hacer conciencia en el alumnado de cuarto año, de forma que el otro año ellos sí cumplirán con el mandato del Ministerio de no llevar toga. La FES promoverá nuestros valores porque estamos mediatizados, el uso de toga es mediatización”, declaró Hernández.

Un gran negocio
“Los directores hacen un gran negocio, se lucran de eso (togas, fotos), por ello nosotros dejamos a opción de los estudiantes si quieren ir de toga, de short, de chinelas, como quieran, porque han pasado cinco años de estudios y nuestra convicción no es que vayan de toga, sino que vayan a la universidad”, dijo Hernández, quien al parecer era asesorado por Mario Rivera, presidente de la Juventud Sandinista y ahora director del programa de alfabetización, “Yo, sí puedo”.

Discurso divergente
Pero mientras el presidente nacional de la FES en Managua se declaraba en contra del uso de la toga, en Estelí --donde la delegación del Mined también estuvo bajo protesta-- Alan Castillo, vicecoordinador de la FES, solicitaba al ministro de Educación que dejara abierta la decisión para que sean los estudiantes y los padres quienes decidan si compran, alquilan y prestan togas para sus promociones, o si optan por ir de uniforme u otra vestimenta.
Hinchado de orgullo
Por su parte, el ministro De Castilla dijo sentirse “sumamente orgulloso por la protesta, pues demostraba que los jóvenes estaban defendiendo lo que creían su derecho”.
“Yo me reuní con ellos y haremos la excepción para este año, pero en el futuro la normativa queda vigente, la gran lección de esta protesta es que en el futuro cualquier acción será consultada con los estudiantes por medio de la FES, sobre todo si les afecta, de manera que la reforma curricular será consultada con ellos también”, afirmó el ministro.