Nacional

Concesiones a la loca

* Familiares de víctimas de accidentes se unen a petición de sanciones severas contra responsables de mortandades en calles y carreteras * Alcalde Marenco dice que son transportistas y no “marcianos” los que se ven chocando por todos lados * Vicetitular del MTI asegura que darán “una respuesta institucional y será fuerte”

Familiares de las víctimas del accidente entre dos buses ocurrido en Chinandega y que dejó el saldo de ocho personas fallecidas, exigieron a la Policía Nacional y al Ministerio de Transporte e Infraestructura sanciones severas contra los transportistas responsables de la tragedia.
“Los dueños de los buses tienen la culpa porque contratan a personas irresponsables y poco maduras para trabajos serios”, aseguró José Antonio Chavarría Mayorga, hermano de William David Mayorga, de 18 años, uno de los fallecidos en el accidente del pasado 17 de septiembre.
El alcalde de Managua, ingeniero Dionisio Marenco, coincidió con los familiares de las víctimas al asegurar que “no son marcianos” los que andan chocando por todos lados. Marenco responsabilizó a los transportistas. “Si no son los transportistas deben ser marcianos, yo lo que veo es a transportistas chocando por todos lados”, dijo Marenco, quien se unió a la demanda generalizada para aplicar todo el peso de la ley contra los transportistas responsables de los accidentes.
Mientras, el comisionado mayor Ramón Avellán, jefe de la Dirección de Seguridad de Transito Nacional, exigió una revisión del sector transporte y criticó la entrega “alocada”, de concesiones que hacen los alcaldes cada vez que hay cambios de autoridad. “Hay que revisar la parte organizativa, aquí ha habido un problema eterno, que cuando los alcalde salen de sus alcaldías comienzan a dar concesiones a lo loco, tanto los entrantes como los salientes. Eso hay que suspenderlo”, expresó.

Implacables
En tanto, el viceministro de Transporte e Infraestructura, ingeniero Fernando Valle, anunció la aplicación de “sanciones severas” contra los conductores responsables del accidente registrado en Chinandega el pasado 17 de septiembre. “Daremos un respuesta institucional y será fuerte”, aseguró Valle.
El viceministro restó méritos a los señalamientos de líderes transportistas, quienes pretendieron limpiar la imagen del sector, responsabilizando a las autoridades del transporte. “Betanco tiene todo el derecho a opinar”, dijo.

Inflexibles
El alcalde de Managua reiteró que serán inflexibles ante las exigencias de los transportistas urbanos y selectivos de la capital, que reclaman por las inspecciones mecánicas en las unidades.
“Son servidores del público, no pueden negarse a ser inspeccionados y tienen que pasar sus controles. No podemos permitir que la ciudad sea insegura por razones de fallas mecánicas”, afirmó.
Marenco exigió de las autoridades policiales mano dura contra los transportistas, “creo que la Policía tiene que ser mas rígida para evitar accidentes de tránsito”, dijo, y agregó que la ciudadanía tiene derecho a vivir segura.
Minutos antes de que el alcalde de Managua exigiera mano dura contra los transportistas, el conductor de la unidad M 1782, Luis Manuel Obando, arrollaba al ciclista Juan Carlos Miranda Ramos, de 18 años, en los semáforos de Larreynaga.
El conductor del bus intentó evitar la luz roja de los semáforos saliéndose de su ruta ordinaria, arrollando al ciclista que resultó gravemente lesionado. Como siempre, el busero culpó al ciclista.

Una revisión total
El jefe de la Dirección de Seguridad de Tránsito Nacional, comisionado mayor Ramón Avellán, dijo ayer que se debe realizar una revisión total del sector transporte, a la par del plan “Cero Tolerancia” que ejecutará la Policía Nacional.
Sobre el relajo con las concesiones en las alcaldías, dijo que una muestra es el déficit de 14 mil placas que actualmente hay en Tránsito a nivel nacional.
“No las hemos podido dar a buses y a taxis, porque a la hora que hicimos los cálculos fue con datos que había en ese momento, sin embargo, eso se aumentó”, agregó.
Avellán anunció también que ayer tendría una reunión con las autoridades del Ministerio de Transporte e Infraestructura (MTI), para “afinar” el tema de la “suspensión” a los dueños de buses y taxis que andan en mal estado.
“En los operativos que hicimos en Managua, incluso los conductores de los buses se quejaban de que nosotros sólo los multábamos y que no se tomaban medidas con los dueños de los medios, que son los que a veces tienen en mal estado a las unidades”, sostuvo.
Luego Avellán admitió que, a la fecha, se registran 300 muertos, 30 más en comparación con el año pasado.
En relación con la cantidad de accidentes, informó que se han producido 13 mil, en relación con 12 mil de 2006, pero aclaró que esta cifra es normal, porque anualmente ingresan al parque vehicular 20 mil nuevos automóviles.

Respeto a la vida
José Antonio Chavarría Mayorga, hermano de una de las víctimas del fatal accidente en Chinandega, aseguró que los choferes de buses no tienen conciencia de su responsabilidad al llevar a seres humanos en las unidades de buses.
“Los buses van llenos, los choferes casi siempre llevan a una mujer a su lado, fuman, van peleando con la gente, y cuando les reclamamos, la respuesta es “comprá tu carro hijo de p…”, señala.
“Antes de tener un trabajo con gran responsabilidad, deberían tener un curso de relaciones humanas, solidaridad y respeto a la vida. Los dueños de buses tienen la culpa porque contratan a personas irresponsables a las que poco les importa la seguridad de sus pasajeros”, afirmó Chavarría Mayorga.