Nacional

Llegaron a pelear y con manos vacías

* Comisión parlamentaria llega con las manos vacías, pero se pelea con el gobernador

Habitantes de la Región Autónoma del Atlántico Norte de Nicaragua (RAAN) recibieron a diputados de la Asamblea Nacional con serios reclamos, que fueron interpretados de distinta manera por los legisladores.
A la zona afectada por el huracán “Félix” llegaron, el pasado martes 4 de septiembre, dos diputados del FSLN, tres del PLC, tres de la ALN y uno del MRS, todos miembros de la Comisión de Paz de la Asamblea Nacional.
La mayoría de los reclamos fue sobre cómo se están distribuyendo las donaciones, lo que el diputado liberal Enrique Quiñónez calificó como reclamos justos, pero su colega de la bancada del FSLN, José Antonio Martínez, consideró que los reclamos son una manipulación política.
Algunos de los locales alegaron ante la comitiva que para que les den los donativos tienen que trabajar, y que utilizan hasta a niños en algunas tareas que no especificaron. Denunciaron que en los mercados locales ya se pueden encontrar granos básicos que llegaron en las cargas donadas.

PLC propone Comisión supervisora de Gobierno Regional
Según Quiñónez, la actuación del gobierno regional de la RAAN durante la emergencia post huracán “Félix” no ha sido limpia, sino cargada de irregularidades, y propuso la creación de una comisión especial en la Asamblea Nacional, que serviría para darle seguimiento a la situación de la RAAN.
La idea de Quiñónez, un reconocido antisandinista, fue rechazada de plano por el Gobernador de la RAAN. Según Quiñónez, el funcionario regional habría dicho que su gobierno “no tenía por qué formar una comisión, que para eso ellos son gobierno y son autónomos, y que ellos no iban a fomentar la vagancia al repartir ayuda a gente que no trabaja”.
“Los miskitos expresaron que la ayuda se está entregando partidariamente”, dijo Quiñónez.
Según el gobernador Reynaldo Francis, los diputados que llegaron pretendieron desconocer a las autoridades regionales y el marco de autonomía que las leyes les confieren. “Aquí llegaron estos señores a escuchar chismes, y no traen propuestas de soluciones a las distintas necesidades que tiene nuestra gente”, cuestiono el gobernador Francis.
El diputado Martínez dijo que estos señalamientos al gobierno central y al regional son una manipulación política de la Alianza Liberal Nicaragüense (ALN). Agregó que si llegara a formarse la comisión propuesta por Quiñónez, él la integraría.
La mañana de ayer jueves, activistas de la ALN de la RAAN se tomaron algunas radios locales e invitaron a la gente a concentrarse en la Escuela Corazón, de El Muelle, porque la solución a sus necesidades había llegado. “Todos salgan de sus casas y vístanse de negro”, decía a través de la radio una reconocida activista de la ALN que habita en el barrio El Muelle.