Nacional

Esso tensa distribución

* Director de INE admite algunos racionamientos, pero no “sustanciales”, en algunas bombas de servicio * Esso sólo aprovisiona a sus concesionarios, pero Shell y Texaco se arreglan con Glencore (Petronic privado) para superar emergencia

MANAGUA Y CHINANDEGA
La compañía Esso suspendió operaciones en su segundo plantel de Corinto desde el viernes pasado, y canceló el suministro y refinado del combustible a Texaco y Shell, lo que ahora ocasiona un desabastecimiento en varias gasolineras.
David Castillo Sánchez, Presidente del Consejo de Dirección del Instituto Nicaragüense de Energía, INE, ayer dijo que efectivamente hay inconvenientes en las compras semanales de combustible de parte de las petroleras, pero ese fenómeno todavía no se refleja en las estaciones de servicio de forma “sustancial”, ya que las reservas semanales están calculadas para consumirse hasta hoy.

Racionamiento en algunas
Reveló que los técnicos del INE confirmaron que en algunas estaciones de servicio existen problemas de abastecimiento o racionamiento en la venta de la gasolina, especialmente al sur del país.
“Se trata de pedidos atrasados. Son concesionarios que hicieron tarde sus pedidos y por eso la cisterna llegó tarde, pero la gente pudo comprar el combustible en las gasolineras más cercanas, donde sí había inventario”, estimó Castillo.

Esso sólo aprovisiona a sus concesionarios
Subrayó que el país cuenta con una reserva de combustible de 40 mil barriles, entre diesel y gasolina, y eso garantiza el suministro durante 20 días, no obstante, señaló que dicho almacén se encuentra en las instalaciones de la Esso en la Refinería, y esta firma sólo está aprovisionando a sus concesionarios.
Castillo explicó que esta semana Esso (Exxon-Mobile) realizó la importación de combustible y el llenado de los tanques del plantel dos en Corinto, pero suspendió sus operaciones, y además, canceló el suministro y refinado a Texaco Caribbean Inc. y Shell de Nicaragua S.A.
Es decir, que la filial de Nicaragua, Esso Standard Oil, S.A. Limited, está operando sólo con las reservas de combustible almacenadas en la Refinería, pues la transnacional Exxon Mobile “congeló” todas las operaciones en el plantel Corinto, en demanda del plantel uno, embargado desde el 17 de agosto pasado por orden de Socorro Toruño, Juez Segundo de Distrito Civil y Laboral de Chinandega.
El titular del INE señaló que este anuncio provocó nerviosismo en la industria petrolera del país debido a un posible desabastecimiento, pero eso se solucionará mediante la firma de un contrato entre personeros de Texaco y la Distribuidora Nicaragüense de Petróleos, DNP, que es administrada por Glencore.
“Estas dos firmas se van a encargar de garantizar suficiente combustible en todas las gasolineras, incluyendo la Shell, que creo que le va a comprar a Texaco”, detalló el funcionario.

Brecha de 2 mil barriles
Precisó que el problema de este fin de semana es una brecha de 2,000 barriles de gasolina que necesita Texaco y Shell de inmediato, pero la DNP se encargará de importar combustible a más tardar este martes.
Además, Castillo señaló que la distribuidora de Glencore o Petronic-privado, ya contrató la importación de 25 mil barriles de gasolina y 95 mil barriles de diesel, que llegarán al país este 14 de septiembre.
Eso se confirma en el programa de la Empresa Portuaria Nacional, EPN, que espera el buque Unity Caribean o Caura, procedente de Venezuela, con carga de combustible.
Para lograr el almacenamiento de dicho producto, el titular del INE indicó que la DNP arrendó los tanques de Shell en Corinto y otros de una firma bananera, de la cual evitó revelar el nombre.

“Pequeños inconvenientes”
Mauricio Aranda, Gerente de Shell, ayer explicó que efectivamente existen “pequeños inconvenientes” respecto de las compras de esta semana, pero todavía estaban en negociaciones para superar el problema del abastecimiento.
Aranda no descartó que exista un racionamiento de gasolina y diesel en ciertas estaciones de servicio, donde no se despacha la demanda total del consumidor, pero recordó que esa situación es controlada por los concesionarios, y prometió revisar casos concretos.
Se conoció que en los siete tanques del plantel uno de la Esso en Corinto, ahora sólo existen unos tres mil barriles de diesel y gasolina, mientras que en el segundo todas las capacidades están agotadas, por el diesel y la gasolina almacenados.
Cabe aclarar que el segundo plantel de Esso en Corinto es el más grande. Es utilizado por Exxon Mobile para las importaciones directas del crudo, y comprende ocho tanques. Uno con capacidad superior a los 32 mil barriles, y en cada uno del resto se puede guardar hasta 18 mil.