Nacional

Obispos: Si se necesita, volveremos a las calles

* Conferencia de prensa y comunicado advirtiendo que algunos diputados pretenden crear excepciones en la discusión del aborto en el Código Penal * Monseñor Abelardo Mata y el laico Rafael Cabrera atribuyen a organismos internacionales el financiamiento a las campañas pro aborto terapéutico * Particularmente señalan de recibir dinero en ese sentido a la Sociedad de Médicos Ginecobstetras

Melvin Martínez

Los miembros de la Conferencia Episcopal de Nicaragua se mostraron ayer preocupados porque un grupo de diputados promueve una reforma al Código Penal que permita en casos especiales de mujeres embarazadas la práctica del aborto terapéutico.
La Conferencia ofreció ayer una rueda de prensa y distribuyó un comunicado ante la cercanía de la discusión en la Asamblea Nacional del artículo del Código Penal referido al aborto.

Esperan apoyo del FSLN
Monseñor Abelardo Mata, Obispo de Estelí y miembro de la Conferencia, dijo ayer que confían en que el partido de gobierno cumplirá su promesa de campaña de respaldar la abolición del aborto terapéutico.
Advirtió, además, que si es necesario la Iglesia volverá a las calles para protestar en contra de los diputados que pretenden someter a discusión otra reforma al Código Penal.
“Sabemos que hay entidades internacionales que tienen puestos sus intereses en Nicaragua para que se legalice el aborto terapéutico; hacemos un fuertísimo llamado a los miembros de la Asamblea Legislativa tomar conciencia de la cultura a favor de la vida que tiene nuestro pueblo”, consideró Mata.
El religioso comparó la tragedia que viven los afectados por el paso del huracán “Félix”, donde se han registrado más de 100 fallecidos, con el centenar de niños que, según él, mueren a diario por las mujeres que se practican el aborto.
La derogación del artículo 165 del Código Penal fue aprobada por unanimidad en octubre del año pasado en la Asamblea Nacional.
La ley antiaborto fue impulsada por los jerarcas de la Iglesia Católica, quienes lograron introducir el tema en la campaña electoral pasada.
El obispo de Estelí afirmó que la Conferencia lanzó la voz de alerta, porque conocieron que un grupo de diputados, a los que no mencionó, pretenden introducir en el artículo referido al aborto en el Código Penal, una reforma que permita la práctica del mismo en casos muy específicos.
El aborto terapéutico era una figura legal en Nicaragua desde 1870. Se aplicaba en casos de peligro para la vida de la madre, daños irreversibles al embrión o feto, o que el embarazo hubiese sido producto de una violación o incesto.
Para cualquiera de esas situaciones se debía contar con la opinión científica de al menos tres facultativos, y la autorización de la embarazada o de un familiar de ésta.

“Diputados con conciencia deforme”
En la conferencia de prensa los jerarcas católicos estuvieron acompañados del médico ginecobstetra Rafael Cabrera, quien es presidente de la Asociación Nicaragüense por la Vida, Anprovida.
Cabrera dijo que los diputados que respaldan la no abolición del aborto terapéutico son de “conciencia deforme”, y atacó a los organismos internacionales que se oponen a la abolición de aborto terapéutico.
“La influencia del dinero es la que está prevaleciendo en los miembros de la Sociedad de Médicos Ginecobstetras, esta organización respira por fondos que reciben de grupos abortistas internacionales, por eso nunca he pertenecido a este organismo”, afirmó Cabrera.