Nacional

“Proteger, no amenazar”

* Dijo que los verdaderos empresarios no necesitan de subsidios ni prebendas, sino garantías en la justicia * Recalcó las responsabilidades que deben asumir los hombres de empresa en el objetivo común del desarrollo nacional * “Pobreza no se elimina por proclamas en plazas públicas, ni por decretos ni acuerdos de partidos”, expresó

Gustavo Alvarez

“Los verdaderos empresarios no necesitan de subsidios ni prebendas, sino de un Estado de Derecho que garantice la justicia y sirva para proteger y no para amenazar”, expresó el empresario Carlos Pellas en un discurso pronunciado ayer en la celebración del Día del Empresario y en el 35 aniversario del Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep).
El destacado hombre de negocios añadió que debemos honrar a nuestros héroes anónimos, conformados por miles y miles de pequeños, medianos y grandes empresarios que trabajan arduamente.
“Son el vehículo para crear la riqueza y generar los empleos en esta Nicaragua que tanto los necesita”, subrayó.
Pellas manifestó que la pobreza no se eliminará por proclamas de plazas públicas, ni por decretos presidenciales, ni por acuerdos políticos.
“Al contrario, buena parte de la miseria en nuestro país se explica por acciones improvisadas de gobernantes y funcionarios que a través de nuestra historia no han calculado el impacto negativo de sus actos sobre la generación de empleo y la riqueza”, expresó.
Reconoció que existen avances en algunas áreas, ya que no hace mucho Nicaragua fue señalada como el mejor país de la región para hacer negocios, por la reducción en los trámites para establecer una empresa.
Consideró que el Estado debe ser un facilitador de toda la sociedad, simplificando relativamente los impuestos y creando facilidades para exportar e importar.
“En los últimos años, que nuestras exportaciones crecieron a tasas récord, las recaudaciones de impuestos aumentaron considerablemente y la economía de nuestro país comenzó a despertar”, apuntó.
Advirtió además, que “debemos tener el cuidado de no regresar a situaciones de escasez y racionamiento, ni al crecimiento económico excluyente”.
Dijo que ese objetivo sólo se podrá lograr a través de un clima de cooperación entre el gobierno y los empresarios.
Agregó que los empresarios necesitan una infraestructura que reduzca los costos y no que sea una carga para todos.
“Estamos convencidos que los empresarios debemos asumir la cuota de responsabilidad que nos corresponde, en el objetivo común del desarrollo nacional”, dijo.

La crisis energética
Pellas se refirió en su discurso a lo que consideró el principal problema que agobia a Nicaragua: la crisis energética.
“Esta crisis tiene dos manifestaciones muy serias: Por un lado los apagones y racionamientos que están afectando seriamente a comerciantes, productores y la población en general por igual. El ritmo de crecimiento económico se ha reducido y la inseguridad ciudadana ha aumentado como consecuencia de los mismos”, argumentó.
El empresario dijo que el país tiene amplios recursos naturales, no obstante, la crisis energética se alarga y profundiza.
Señaló que la solución a dicha crisis pasa por las mismas soluciones que se requieren para dinamizar la economía, como son la construcción de un marco regulatorio sólido, previsible y confiable.
“Debemos trabajar juntos en función de los intereses del país, inspirando confianza, sin infundir miedo”, indicó.

Devolver la Esso
El líder empresarial afirmó que el precio del petróleo, además de presionar la balanza de pagos del país, encarece los productos y servicios básicos para la población.
Agregó que aparentemente los acuerdos que el gobierno realizó con Venezuela para el suministro de petróleo en condiciones ventajosas, no se ha podido materializar en mayores volúmenes, porque las autoridades nacionales no cuentan con la instalaciones necesarias para manejar la logística de descargue y almacenamiento del producto.
“Esto ha llevado a instituciones del gobierno a presionar y demandar a la Esso utilizando diferentes mecanismos que afectan seriamente la imagen de nuestro país y dificultan las soluciones aparentemente obvias, que en una mesa de negociación podrían resolverse fácilmente”, expresó.
Asimismo, dijo que aprovechaba la oportunidad “para solicitarle al presidente (Daniel) Ortega que instruya a las instituciones del Estado a que regresen las cosas a su estado inicial, y que si tienen diferencias o reclamos de orden fiscal, que procedan conforme ley y con justicia”.

También a la Esso
Pellas también recomendó a la Esso buscar un arreglo con el gobierno para aprovechar la importación de petróleo venezolano, el cual debería estar llegando al país en condiciones favorables, pero que no se ha podido aprovechar por falta de instalaciones para almacenarlo.
“También aprovechamos para instar a la Esso, que con pragmatismo considere la posición del gobierno y los intereses del país, y que negocie con el gobierno un acuerdo que permita introducir el petróleo en condiciones ventajosas para la nación”, apuntó.
El empresario dijo que estamos en un punto crítico en la historia de nuestro país y terminó con el llamado: “Hagamos lo que nos corresponde hacer y convirtamos a Nicaragua en el orgullo de Centroamérica”.