Nacional

“Camino del infierno está empedrado de buenas intenciones”


Melvin Martínez

Gonzalo Carrión, asesor legal del Centro Nicaragüense de Derechos Humanos, Cenidh, hizo un llamado a las autoridades del INSS para que sean “cuidadosos y responsables” con las decisiones que están tomando, porque son “inquilinos temporales del dinero de los trabajadores”.
Carrión dijo que en el Cenidh constantemente reciben denuncias relacionadas con la seguridad social, específicamente a la afiliación e insolvencia de los empleadores para con los trabajadores y el INSS.
“Insolvencias hay en el Estado y los empresarios privados, y en lo bondadoso, de garantizar el derecho irrestricto a la salud, hay un problema que no deja ser preocupante”, precisó.
Dijo que las posibles buenas intenciones de la nueva administración del INSS pueden traer consecuencias nefastas para la institución. “No es asunto de tirar moneditas al aire. Muchas veces las buenas intenciones terminan en tragedias”, advirtió.
“Con estas medidas el INSS fomenta la irresponsabilidad del empleador, porque ya no se debe preocupar por pagarle”, consideró.
“El INSS a mediano o largo plazo corre el riesgo de desaparecer por el alto nivel de insolvencia en que ha caído el Estado y que puede alcanzar a la empresa privada”, agregó.

Un negocio con la salud
Consideró a las EMP como un “bisne” donde los trabajadores no se ven beneficiados a pesar de que son ellos quienes las mantienen con sus cotizaciones.
Para Fernando Malespín, quien tiene experiencia en temas de seguridad social, el INSS está procediendo con la única intención de proteger a los asegurados.
“El Seguro Social está en medio de dos opciones: o busca cómo proteger a los asegurados frente a los empleadores irresponsables, o continúa en la línea de seguir permitiendo que los empleadores violenten los derechos de los trabajadores”, indicó.
Según Malespín, hay miles de trabajadores que no acceden a las EMP, porque son víctimas de los empleadores irresponsables. ¿Por qué tienen que pagar los trabajadores los platos rotos?, se cuestionó.
Dijo que el INSS está tomando una posición a favor de los trabajadores, y la medida tomada es una acción dirigida a recuperar la cartera morosa, sin embargo, no explicó cómo el INSS “presionará” a los empleadores para que se pongan al día con las millonarias deudas que tienen el sector publico, las alcaldías y la empresa privada.
Actualmente el INSS compra servicios a 50 empresas médicas en Nicaragua, de las cuales casi el 50 por ciento están en Managua.

El asunto subsidios
Con la decisión de clavar el ocho por ciento, las EMP quedan en libertad de emitir sin ponderación y con discrecionalidad los subsidios, y al INSS lo dejan sin capacidad de controlarlos.
Los beneficiados con la disposición son las EMP que tienen la mayor cantidad de asegurados, que además albergan a los trabajadores con los salarios más altos del país.
La actual administración del INSS pretende depurar las EMP, dejando en el sistema a las que tengan capacidad de ofrecer servicios de calidad y sin restricciones de cobertura para sus asegurados.