Nacional

Expediente de Volz en poder de Apelaciones


Lesber Quintero

RIVAS

La fiscal departamental de Rivas, Isolda Ibarra, confirmó a EL NUEVO DIARIO que el extenso expediente del juicio por asesinato atroz en perjuicio de la joven Doris Ivania Jiménez Alvarado fue trasladado de los juzgados de Rivas a la Sala Penal del Tribunal de Apelaciones de Granada, donde se ventilará la apelación que formuló el abogado de Erick Stanley Volz, Ramón Rojas.
Como se recordará, la juez del Distrito Penal de Juicio de Rivas, Iveth Toruño Blanco, declaró el 16 de febrero de este año culpables del crimen de Doris Ivania a Volz y a Julio Martín Chamorro, y cinco días después los sentenció a 30 años de prisión como castigo del crimen que conmovió a San Juan del Sur el 21 de noviembre, y que luego fue de interés nacional.
No obstante, y como era de esperarse, Rojas no estuvo de acuerdo con la sentencia condenatoria, por lo que el 28 de febrero interpuso una apelación en la que considera que la juez Toruño Blanco valoró sólo las pruebas que perjudicaban a su cliente (Volz) y que no le dio credibilidad a los testimonios de los testigos Ricardo Castillo y el norteamericano Nick Purdy, que ubicaban a Volz en Managua el día del crimen.
A la vez manifiesta que las pruebas presentadas por el Ministerio Público no eran suficientes para condenar a una persona, y que él sí logro comprobar que Volz, estaba en Managua el día del crimen, pero que la juez en su interpretación no tomó en cuenta a sus testigos.
En el Tribunal de Apelaciones de Granada el caso podría quedar dilucidado a finales de este mes, ya que según el Código Procesal Penal, una vez que el caso llega manos de los magistrados éstos tienen cinco días para citar a las partes involucradas a una audiencia y cinco días después dan el fallo.
En este sentido, Ibarra reveló que el proceso final de la apelación tiene tres opciones: “O confirman la sentencia al demostrar que todo fue legal, o bien valoran que las pruebas no eran suficientes y declaran la no culpabilidad de Volz y Chamorro, y la tercera instancia es declarar de nulidad todo el proceso judicial, siempre y cuando se encuentren errores en el procedimiento, y de darse este caso se ordenaría realizar un nuevo juicio con nuevo juez”.