Nacional

Disparo inflacionario

* Sobreprecio de algunos concesionarios de gasolineras afectó más el valor de productos de la canasta básica y algunos suntuarios * El kerosene se cotiza más caro que el diesel, y organizaciones de defensa del consumidor empiezan a movilizarse

La séptima alza consecutiva que se registró el fin de semana pasado en el precio de los combustibles y el agravante de que algunos de los concesionarios de gasolineras se recetaron un aumento mayor el domingo, degeneró este lunes en un “efecto dominó” que afectó a diversos productos perecederos y suntuarios, siendo el maíz y el kerosene los que marcaron la tendencia alcista de esta Semana Santa.
La semana pasada las compañías petroleras informaron que los combustibles elevarían sus precios el domingo en un promedio de 51 centavos de córdoba, siendo la gasolina súper y el kerosene los que marcarían la tendencia, pues el litro de la primera ascendería 69 centavos, mientras el mismo volumen del otro hidrocarburo subiría 56 centavos de córdoba.
Sin embargo, el precio que finalmente aplicaron los concesionarios de las gasolineras fue “desmedido”, según calificaron los miembros de la Red Nacional de Defensa de los Consumidores (RNDC), quienes están vigilando de cerca el comportamiento de dichos productos.
La gasolina Premium o Súper que, registrando una ganancia suficiente se esperaba a 18 córdobas netos el litro, finalmente ahora se cotiza en las gasolineras de Managua entre 18.22 y 18.64 córdobas. Lo mismo ocurre con la gasolina regular y el diesel, pero especialmente con el kerosene.

Kerosene más caro que el diesel
Este último combustible, que se utiliza como disolvente, en la calefacción doméstica y el encendido de fogones, ahora sólo se vende en las estaciones Texaco y cada litro se cotiza en 14.90 córdobas, mientras el litro de diesel oscila entre los 13.90 y 14.08 córdobas, según el grado de refinación.
“Ahora resulta que es más caro un litro de kerosene que un litro de diesel. ¿Cuándo se ha visto eso en Nicaragua? Pero el INE ni cuenta se da y el más afectado es el más pobre, el campesino, la gente del campo, porque es el que utiliza este combustible para encender su fogón”, dijeron los miembros de la Red.
Esta última diferencia deja en evidencia lo desmedido que fueron los concesionarios de las gasolineras con la última alza del domingo, dijeron los miembros de la Red de Consumidores, quienes aseguran que estos empresarios están de “lagartos” ya que en la temporada de verano se vende más hidrocarburo, pero no se conformaron con el incremento semanal.

Los productos afectados
La fuerte reacción de la RNDC se debe al “afecto dominó” que esto generó en el mercado nicaragüense, pues este lunes desencadenó varias alzas en las pulperías y centros de compras, en productos como: la leche, el queso, la crema, el maíz y otros.
Miruelda Espinoza, propietaria de la pulpería Kenny, en el barrio “Casimiro Sotelo”, explicó que el litro de leche subió de 10 a 11 córdobas, “porque vino un peso más caro y no nos explicaron por qué”, dijo.
También refirió que la crema, que antes se vendía a 3.50 córdobas, ahora la venden a cuatro, y todo hace indicar que se debe a los costos de transporte, especialmente el combustible.
EL NUEVO DIARIO realizó un recorrido por el mercado “Roberto Huembes” para conocer qué productos habían experimentado un alza de precios.
Se logró determinar que el quintal de queso subió este fin de semana de dos mil 200 córdobas a dos mil 400. El quintal del maíz también subió de 250 hasta 310 córdobas, registrando uno de los mayores impactos.
Algunos comerciantes no supieron explicar por qué los mayoristas o proveedores de sus productos han subido los precios, sin embargo, algunos precisaron que se debe al aumento en los precios de los combustibles.

Hasta los cigarrillos
El colmo es que hasta algunos productos suntuarios como los cigarrillos experimentaron esta escalada. La compañía tabacalera British American Tobacco ayer informó sus nuevos precios, y cada cajetilla, en sus diferentes marcas, recibió un impacto que oscila entre los dos y tres córdobas.
Las operadoras del “servicio al consumidor” de British, precisaron que esta situación se debe exclusivamente a un aumento que se registró el fin de semana en el precio de los combustibles.
De esta situación seguramente ni se entera el Instituto Nicaragüense de Energía (INE), que ayer no ejecutó su monitoreo semanal debido a que todo el personal salió de vacaciones de Semana Santa.
Los miembros de la Red hoy esperan determinar con exactitud la cantidad de productos que fueron afectados por la acción de algunos de los concesionarios de las gasolineras, un informe que pretenden enviarlo a INE, la Asamblea Nacional y a las autoridades de Gobierno, para que tomen cartas en el asunto.