Nacional

Amenazan a Marcos Carmona

* Pide protección de Ortega para él y su comisión de derechos humanos * Amenazas empezaron cuando refrescó supuestas matanzas de mískitos por el FSLN... en vísperas de elecciones

La Comisión Permanente de Derechos Humanos de Nicaragua solicitó al presidente Daniel Ortega su intervención para que el Estado, a través de sus instituciones, garantice la seguridad de los funcionarios de esa institución. La solicitud tiene su origen en numerosas amenazas de muerte que a través de Internet ha recibido el secretario ejecutivo de ese organismo, Marcos Carmona.
“Solicitamos su respaldo para que el Estado garantice la seguridad e integridad física y sicológica de nuestro personal, así como la protección de nuestras instalaciones y recursos materiales”, dice la carta que Carmona hizo llegar la tarde del 29 de marzo al presidente Ortega.

Amenazas por Internet
Carmona le informa a Ortega que desde el mes de junio de 2006 han sido objetos de amenazas de muerte. Las denuncias fueron llevadas a la Policía, pero las investigaciones de esa institución no han “tenido resultados concretos”, señala la carta de la CPDH.
Carmona detalla a Ortega que las amenazas de muerte contra los funcionarios de la CPDH iniciaron desde hace ocho meses, luego que ese organismo denunció públicamente ante la Fiscalía General de la República a los dirigentes del gobierno sandinista de los años 80, como supuestos autores de los crímenes de lesa humanidad contra las comunidades mískitas.
Relata que esas amenazas fueron denunciadas ante la Policía Nacional, pero esa institución no presentó resultados positivos en sus investigaciones a pesar que la CPDH facilitó los números de teléfonos celulares desde donde se estaban realizando las llamadas amenazantes.
“Nos han dicho que no hay evidencia, pero eso es absurdo, nosotros se la hemos presentado”, se quejó Carmona, quien afirmó que en la carta que le mandó al presidente Ortega le están solicitando seguridad.

Los mensajes
Desde el 14 de febrero las amenazas de muerte en contra del secretario ejecutivo de la Comisión Permanente de Derechos Humanos volvieron a aparecer con mensajes como: “No te metás con el poder popular, te va a ir mal”.
Otros mensajes indican: “Los vamos a desaparecer si insisten en su payasada”, y el 13 de marzo el mensaje fue: “Ni los gringos los van a salvar”. Pero el 28 de marzo la amenaza fue: “Te gusta salir en las cámaras, en todo querés andar metido, te voy a dar una sorpresita”. Otro de los mensajes enviados a través del Internet le dice a Carmona que “el día de tu entierro van a haber bastantes cámaras de TV porque eso es lo que a vos te gusta”.