Nacional

Phelps y Manaudou ganan oro con récords


Con oro y sendas plusmarcas mundiales, el estadounidense Michael Phelps y la francesa Laure Manaudou fueron los nombres propios de la jornada en las pruebas de ayer miércoles en el Mundial de Natación que se disputa en Melbourne.
Phelps dio muestras de su magia y de su dominio, demasiado fuertes para sus adversarios. El martes había quebrado un récord del ídolo local, retirado en 2006, Ian Thorpe, y un día después volvió a sumar otro récord del mundo.
En una de sus pruebas favoritas, los 200 metros mariposa, dio la impresión de nadar en otro planeta, consiguiendo terminar con un tiempo de 1 minuto, 52 segundos y 9 centésimas, muy por delante de sus rivales de la final.
Segundo fue el chino Peng Wu (1:55.13) y tercero el ruso Nikolay Skvortsov (1:55.22).
Con tres títulos mundiales desde el inicio de la competición, si sumamos el conseguido en la prueba de relevos 4x100 metros, nada parece frenar al “chico de Baltimore”, que podría incrementar sus éxitos en la piscina de Melbourne en los próximos días.
Además del estadounidense, también brilló con luz propia en el día la francesa Laure Manaudou, que se colgó el oro, récord mundial incluido, en los 200 metros libres.
Manaudou no nadó por la mañana en la prueba de 50 metros espalda para reservar fuerzas de cara a este reto, y no falló, a pesar de que la favorita era la italiana Federica Pellegrini, que terminó tercera y que vio cómo el récord mundial conseguido el martes apenas le duró un día.
La campeona francesa nadó sin complejos y dio muestras del talento con el que está brillando en Melbourne, y que apenas un día antes le había permitido llevarse una plata y un récord de Europa en los 100 metros espalda.
No sólo se llevó el metal dorado a casa, sino que con marca de 1:55.52 pulverizó la marca de Pellegrini (1:56.47) en una final en la que la alemana Annika Lurz fue plata también con una brillante actuación, con 1:55.68, mientras que la italiana no pudo hacer nada ante la exhibición de sus rivales, y sólo pudo lograr el bronce con 1:56.98.
Ambas actuaciones se sumaron a otro récord del mundo conseguido este miércoles, el de la estadounidense Leila Vaziri, que en la semifinal de 50 metros espalda con 28.16, arrebató la mejor marca mundial a la alemana Janine Pietsch, que la tenía desde mayo de 2005, cuando hizo 28.19 en Berlín.
Otro de los hitos del día fue la primera victoria de un nadador magrebí, el tunecino Oussama Mellouli en los 800 metros libres.
Su éxito se enmarca dentro de la llegada de una nueva generación que va dejando relegada a sus predecesores, como el australiano Grant Hackett, con problemas de forma y actuaciones discretas en este Mundial.