Nacional

Podrían ser cuatro los muertos por dengue


Las autoridades del Sistema Local de Atención Integral en Salud, Silais-Managua, confirmaron la muerte de dos niños a causa del dengue hemorrágico, e investigan la muerte de dos personas más que se sospecha fue causada por la picadura del mosquito transmisor de la enfermedad.
Actualmente la variante 3 del dengue se encuentra en Panamá, donde se ha decretado una emergencia epidemiológica por la gran cantidad de casos que se han presentado en aquel país. Las autoridades sanitarias de Costa Rica han puesto un cordón epidemiológico en la zona fronteriza con el país canalero.
El doctor Julio César Caldera, director del Silais-Managua, advirtió al alcalde capitalino, Dionisio Marenco, sobre el peligro que representa para Nicaragua la llegada del serotipo 3 del dengue.
“La información que me dio el doctor Caldera es que tenemos cuatro casos, y que es para poner en alerta sanitaria a la ciudad, porque es un índice muy grande”, manifestó. Según Marenco, el médico le informó que las autoridades de Salud deben declarar a Managua en alerta sanitaria debido al alto índice de casos.
El galeno decretó una “alerta epidemiológica interna” para emprender acciones de fumigación y abatización, ante el importante incremento de casos de la enfermedad transmitida por la picadura del mosquito Aedes Aegypti.
Marenco contabilizó cuatro personas muertas por dengue hemorrágico, y advirtió que el gran número de casos por la enfermedad que se registran en la capital, podría extenderse a nivel nacional sí el serotipo 3 del dengue llega a Nicaragua.
Caldera apuntó que en Managua han confirmado la muerte de dos niños a causa de la variante hemorrágica de la enfermedad, y que están por confirmar dos muertes más. Apuntó que nueve casos registrados en días anteriores fueron dados de alta ayer, sin embargo se llevó a cabo el respectivo control de foco.
Es de suma preocupación para Caldera que cerrando la temporada de verano se dé un repunte en el número de casos, y con la llegada del invierno --cuando históricamente se reportan más casos-- se desata una epidemia de la enfermedad.
Agregó que aún están llevando a cabo una jornada de fumigación, limpieza y abatización conjunta con el Movimiento Comunal, Ministerio de Educación y la Alcaldía de Managua, para eliminar criaderos del mosquito Aedes Aegypti.
El dengue se manifiesta con fiebre alta, dolores de cabeza, musculares y en las articulaciones, que suelen ir acompañados de náuseas y vómitos. La enfermedad se trasmite únicamente a través de la picadura del mosquito. Los galenos recomiendan que al presentarse estos síntomas, acudan a la unidad de Salud más cercana.
El Minsa recomienda, por medio de su sitio web en Internet, que para evitar la reproducción del mosquito transmisor del dengue, no hay que acumular agua sucia en recipientes como baldes, botellas y neumáticos en desuso, y que se debe cambiar el agua de floreros y bebederos de las mascotas cada 48 ó 72 horas.
El edil, por su parte, hizo un llamado a la población a mantener limpias las aceras, los cauces, y abatizar o clorar el agua acumulada para evitar la enfermedad, provocada por la picadura de un mosquito que se reproduce en las aguas limpias y la basura acumulada.
“Estamos limpiando con camiones, carretones y brigadas. Está toda la gente desplegada en los cauces y en las calles, y donde las autoridades de Salud nos indican, ahí vamos nosotros”, dijo.
Marenco mencionó que los sectores más vulnerables en Managua son –paradójicamente-- los barrios secos, porque el mosquito que transmite la enfermedad se reproduce en las aguas limpias.
“Las macetas, las llantas que están en la calle, los recipientes que hay en las casas hay que estar cambiándolos continuamente para evitar que prolifere el zancudo”, recomendó.