Nacional

Consternación en familia de nica asesinado en California


Luis Alemán

Consternación e incertidumbre, es el ambiente que vive la familia del joven Rudy José Ordeñana Mendieta, de 27 años, muerto desde el pasado 16 de marzo en el Distrito de Potrero Hill, en San Francisco, California.
“El problema es que no sabemos a quién recurrir, no sabemos qué pasó con su cadáver o si podemos repatriarlo”, afirmó Lesbia Ordeñana, hermana del infortunado, el cual, según información obtenida por EL NUEVO DIARIO desde California, murió estrangulado y su cadáver fue localizado completamente desnudo.
Según los familiares del fallecido, que viven en Pochocuape, contiguo a la cancha, la noticia sobre la muerte de Rudy la conocieron a través de la publicación de EL NUEVO DIARIO. “Varios vecinos nos vinieron a decir, y lo que hicimos fue comparar la fotografía con otras que tenemos aquí”, dijo Lesbia, quien relató que la última vez que hablaron con su hermano fue hace 15 meses, y que éste les afirmó que se encontraba muy bien y que estaba trabajando en un puesto de comida rápida”.
“Me dijo que no nos preocupáramos, que iba a comenzar a ayudarnos”, relató Lesbia que le aseguró su hermano la última vez que hablaron por teléfono.
Los rasgos físicos que presenta el rostro de la fotografía son parecidos a los de su hermano, sólo que parece que ahora estaba un poco más recio, relató, pero además, otro elemento que resulta coincidente es que su hermano, cuando estaba en Nicaragua, siempre manifestó simpatía por el apellido Rodríguez. “Siempre nos dijo que le gustaba el apellido Rodríguez”, relató.
Familiares guardaron silencio
Lo que resulta inexplicable para Lesbia es el silencio que sobre la muerte de Rudy guardaron sus tres tíos que viven en San Francisco. Relató que poco después de leer la noticia en EL NUEVO DIARIO, llamaron a su tío Manuel Ordeñana, y éste les comentó que tenía conocimiento sobre el crimen desde el viernes pasado, pero que no les había avisado, “tal vez para no preocupar, no sé realmente lo que pasó”, justificó.
Detalló que supieron por boca de su propio hermano, Rudy, que él tenía problemas al parecer con droga, y fue precisamente lo que motivó que hace más de un año dejara la casa de su tío Manuel y se retirara a vivir a otra dirección.
“Nos contó que estaba teniendo problemas con la droga, pero que no nos preocupáramos, que estaba trabajando con una organización que les estaba ayudando”, aseguró Lesbia, quien dijo que nunca les reveló el nombre de la organización.
Asaltado y lesionado
Lesbia recordó que su hermano salió rumbo a Estados Unidos en febrero de 2000. Primero llegaría a Guatemala, pasaría a México, y después a San Francisco, ese era el itinerario que unos “coyotes”, le habían dado a una de las tías que viven en San Francisco, y quien estaba ayudando a su hermano para que fuera a Estados Unidos.
Pero cuando estuvo en Guatemala fue víctima de un robo por elementos desconocidos, quienes además de robarle el dinero que portaba, le provocaron una herida en el costado.
“Regresó herido y sin un centavo, estuvo aquí como un mes en la casa, pero después decidió hacer un nuevo intento y se fue. Esta vez logró llegar hasta la casa de mis tíos, donde vivió varios años con ellos”, relató Lesbia.
Detalló que su tía Luz Marina Ordeñana, que vive en San Francisco, pagó 3,000 dólares a los traficantes para que llevaran ilegalmente al muchacho, y que Rudy estaba trabajando fuerte para poder cancelar la deuda que tenía con su pariente.
“Cuando Rudy logró llegar a San Francisco, estuvo varios días internado en un hospital, porque su estado era delicado, estaba deshidratado y con lesiones en sus pies”, afirmó Ordeñana.
No saben sobre vida sexual
Según Ordeñana, a Rudy nunca le conocieron abiertamente su inclinación hacia todo lo que fuera femenino. “Le gustaba presentarse con grupos de danza y bailar, pero nunca se vistió abiertamente de mujer ni sabemos si se hizo operación de cambio de sexo”, relató.
Explicó que antes de tomar la decisión de irse ilegalmente a Estados Unidos, trabajaba en un night club con un grupo de danza, “pero su actuación era normal, no mostró actitud diferente, siempre como él era”, señaló.
Recuerda que una vez les mostró una fotografía donde salía vestido de mujer, y les contó que sus compañeras del grupo de danza lo habían maquillado y vestido sólo para ver cómo le quedaba.
Explicó que Rudy era muy activo e inteligente, y que a pesar de no haber cursado la especialidad de inglés, lo manejaba bien con sólo las clases que recibía en sus estudios secundarios.
“Cuando vivía con mis tíos estaba recibiendo un curso de inglés”, relató Ordeñana, quien dijo que su hermano nunca les contó lo que hacía realmente, “ni dónde, ni qué era realmente su trabajo”.
Repatriar cadáver
La intención de los familiares de Rudy Ordeñana es la repatriación de su cadáver, sin embargo, eso parece que será bastante difícil debido a que la Cancillería no tiene recursos destinados para ese fin.
“Es una situación difícil, pero no contamos con un presupuesto para repatriar cadáveres, eso es una realidad que tenemos que manejar”, aseguró la doctora Lotty Bendaña, de la Dirección General Consular de la Cancillería de la República.
Detalló que la ayuda que puedan dar a los familiares de Rudy es la de legalización de documentos y asesoría, pues “no tenemos medios para repatriar cadáveres”, reafirmó.