Nacional

Buscan reformar la Ley Antidrogas

* Mientras capos nacionales e internacionales se las arreglan para salir libres, el “pushereo” es castigado inmisericordemente

La Ley de Estupefacientes, Psicotrópicos y otras Sustancias Controladas podría ser reformada, si una propuesta del diputado Salvador Talavera, del Partido de la Resistencia Nicaragüense, tiene eco entre los legisladores.
“Lo que pretendemos es corregir las anomalías que se registran, principalmente por la falta de correspondencia entre el delito cometido y la pena que le aplican al procesado”, afirmó Talavera durante una reunión de la Comisión de Defensa, Gobernación y Derechos Humanos de la Asamblea Nacional, con representantes de organismos defensores de derechos humanos.
Talavera señaló que la actual Ley Antidrogas no establece una relación entre la pena y el delito, y “tenemos una ley que pretende hacer justicia pero que viola los derechos humanos de mujeres”, afirmó, tras explicar que la propuesta de reformas que presentará ante los miembros de la comisión legislativa, pretende beneficiar principalmente a las mujeres condenadas por la posesión de pequeñas cantidades de droga.
“Tratar de beneficiar a las personas que cometieron el delito en cuantías de cinco a 10 gramos de droga y les meten la misma pena con si hayan traficado con un furgón cargado de drogas”, señaló el legislador.
Para Talavera, resulta contradictorio que delitos como el genocidio y el crimen de lesa humanidad reciben penas de 15 años de presidio, pero los procesados tienen derecho a un jurado, a un indulto y a beneficios de los que no gozan los condenados por delitos de drogas.

Propuesta de pena
La propuesta de reformas que tiene el diputado Talavera señala que la persona que sea sorprendida con 6 a 100 gramos será condenada a un año de cárcel; de 100 a 300 gramos la pena será de uno a tres años. Según la propuesta, si el condenado es reincidente las penas se duplicarán.
Cuando el detenido se encuentra en posesión de 500 a 700 gramos la pena será de cinco a siete años; de 700 gramos a un mil se condenará de siete a ocho años de cárcel, y cuando la cantidad sea mayor a un kilo, la pena será de ocho a 15 años.
“Estamos hablando de pequeños, que es donde la justicia se ensaña y violenta sus derechos constitucionales”, afirmó el diputado Talavera.

Respaldo
La propuesta de Salvador Talavera contó con el respaldo del Patronato de Cárceles de Mujeres “La Esperanza”. La señora Pastora Palacios se pronunció a favor de beneficiar a las mujeres condenadas por pequeñas cantidades de droga.
“El 90 por ciento de las mujeres que se encuentran en la cárcel ‘La Esperanza’ está por delitos de droga, y todas son de escasos recursos económicos y están por cantidades menores”, señaló Palacios, promotora, junto al abogado Léster Matus, de una reforma a la Ley de Drogas que busca beneficiar exclusivamente a las mujeres que han cometido el delito por primera vez, y que son madres solteras.
Pero también la procuradora de Cárceles, María Auxiliadora Urbina, aseguró que las mujeres condenadas por tenencia de pequeñas cantidad de droga “son víctimas del sistema judicial”.
En las cárceles del Sistema Penitenciario Nacional hay por lo menos 550 mujeres que están pagando condena por delitos de drogas, afirmó el reverendo Ramón Brenes, de la Pastoral Penitenciaria.
“Mientras estas mujeres están pagando condena, hay mil 500 niños hijos de ellas que se convierten en futuros antisociales”, señaló Brenes, tras explicar que muchos de los hijos de estas mujeres quedan en el total desamparo y se convierten en potencial pasto de la delincuencia.
“No es posible que familias enteras estén pagando el delito, hay una mujer en Juigalpa, de 30 años, no le encontraron nada, y toda su familia está condenada”, eso no puede ser posible, aseguró el reverendo Brenes.