Nacional

Confirman derroche con fondos de PDDH

* Fiesta de Cabezas y Jarquín Ortel con viáticos y combustibles

Luis Galeano

Los auditores de la Contraloría General de la República (CGR) han podido detectar una serie de irregularidades en el manejo de los fondos de la Procuraduría Para la Defensa de los Derechos Humanos (PDDH), de parte de su titular Omar Cabezas y del subprocurador Adolfo Jarquín Ortel.
Así lo revela un Informe Ejecutivo del avance de la auditoría que realizan en las cuentas de esa entidad, y que abarca el período del 1 de enero de 2005 al 30 de junio de 2006.
El documento fechado el 15 de marzo confirma abuso en el uso de combustible, viáticos para viajes al exterior sin justificación, y los famosos aumentos de salarios que se recetaron Cabezas y Jarquín Ortel, y que después justificaron como supuesto pago de vacaciones.
Ayer procuramos hablar con Cabezas, pero en su despacho nos informaron que se encuentra en Ginebra, Suiza, asistiendo al XIX Período de Sesiones del Comité Internacional de Coordinación de Instituciones Nacionales para Protección y Defensa de los Derechos Humanos.
El subprocurador Jarquín Ortel, por su parte, dijo que no ha sido notificado de los hallazgos de la Contraloría, y aunque aclaró que lo indicado sería que los auditores primero les pidieran las debidas aclaraciones antes de hacerlo público, rechazó todos y cada uno de los señalamientos. (Ver entrevista).

Casi 750 mil córdobas en combustible
En 2005, la PDDH tenía establecido en el presupuesto aprobados por la Asamblea Nacional 238 mil 480 córdobas para gastos de combustible y lubricantes, sin embargo, a diciembre de ese año se habían ejecutado 748 mil 639 córdobas, es decir, una sobreejecución por 510 mil 159 córdobas, 300 por ciento más de lo aprobado.
“Existen facturas de crédito de combustibles y lubricantes, las cuales presentan placas de vehículos que no pertenecen al parque vehicular de la PDDH”, dice el Informe Ejecutivo firmado por Jamileth Aragón Medrano, responsable del Departamento de Auditoría Sector Poderes del Estado y Seguridad Pública, cuya copia se encuentra en poder de EL NUEVO DIARIO.
Los funcionarios que firmaron las facturas, según el documento, fueron el procurador Cabezas, el subprocurador Jarquín Ortel y el administrativo financiero Jorge Téllez.
“La mayoría de las facturas firmadas por el subprocurador no se encuentran a nombre de la PDDH, sino a nombre de particulares”, señala el informe de avance de la auditoría iniciada el 2 de enero de 2006, y programada a concluirse el 10 de abril de este año.

Enormes viáticos para viajes sin justificación
De igual forma, los auditores reflejan en su informe que en el presupuesto de 2005 no se contempló el rubro de “Pasajes” y “Viáticos al Exterior”, sin embargo, se gastó bajo esos conceptos la cantidad de 667 mil 329 córdobas.
“Asimismo, no se encontró la documentación soporte de esos viajes, como la invitación a los eventos y copia de los pasajes de abordaje como evidencia de la realización del viaje”, dice el informe.

Pago de vacaciones
Los auditores también reflejaron en su informe el pago de vacaciones a favor de Omar Cabezas Lacayo, por 63 mil córdobas, y de Adolfo Jarquín Ortel, por 50 mil córdobas.
“El señor procurador, en memorando de fecha 22 de marzo de 2006, autoriza que se le deduzcan un mil 444 córdobas mensuales en concepto de reintegro de la suma recibida en concepto de vacaciones”, dice una nota del informe.
El 20 de marzo de 2006, EL NUEVO DIARIO publicó que Omar Cabezas Lacayo y Adolfo Jarquín Ortel se habían autorizado en febrero un incremento salarial de 65 y 70 mil córdobas, respectivamente. Cabezas se defendió alegando el pago de vacaciones, y por ello empezó a devolver el dinero.

Mañana
* Enormes gastos en telefonía celular de parte de Cabezas y Jarquín Ortel
* Adelantos de salarios sin cumplir con lo que establece el Convenio Colectivo de la PDDH
* Pago de indemnizaciones no presupuestadas y compras sin apego a la Ley de Contrataciones